Albert Moreno está de vuelta. El de Igualada venía de sufrir un 2016 de auténtica pesadilla, año en el que no pudo rendir al nivel esperado por culpa de la cintilla iliotibial y una tendinitis en el bíceps femoral. Sin embargo, ayer refrendó los buenos síntomas del pasado Ironman 70.3 Aix, donde hizo un octavo puesto, logrando en el Ironman 70.3 Italia subir al podio, algo que no ocurría desde Octubre de 2015, cuando participó en el Challenge Cerdeña.

La prueba, ganada por el francés Cyril Viennot se disputó en Pescara, a pies del Adriático. Moreno cimentó su tercer puesto en el podio en los últimos kilómetros de la carrera a pie. Hasta ese momento había ido por detrás del italiano Alessandro Fabian, pero a apenas tres de meta pudo darle alcance, y en un último arreón final, superarle. Lograba así el mejor parcial en la carrera a pie.

El catalán no podía esconder su alegría en las redes sociales: