Muy malas noticias en el primer día del Tour de Francia. El murciano Alejandro Valverde ha tenido que abandonar la ronda gala tras irse al suelo de manera violenta en el transcurso del prólogo, celebrado en Dusseldorf, Alemania. Llevaba lloviendo toda la mañana y el suelo era un auténtico peligro, de hecho ya varios corredores se habían resbalado e ido al suelo, aunque afortunadamente todos habían podido continuar. Se puede poner en tela de juicio si las medidas de seguridad eran las correctas o eran insuficientes, teniendo en cuenta que las condiciones climatológicas no eran las más adecuadas: en muy pocas curvas se han podido ver alpacas o colchonetas que minorasen los daños en caso de caída.

Alejandro iba fuerte en una recta, ha girado a la izquierda a la entrada de una curva le ha derrapado la rueda trasera y se ha ido al suelo, estampándose a gran velocidad contra las vallas de protección.

Tras estar varios minutos en el suelo sin poder ponerse en pie, el murciano finalmente ha sido trasladado al Hospital Universitario de Dusseldorf en ambulancia para evaluar posibles fracturas. Según ha indicado Movistar en sus redes sociales, Alejandro sufre cortes en las piernas y un fortísimo golpe en el costado. Una vez hechas las primeras exploraciones, se ha confirmado que sufre fractura de la rótula derecha.

Es el tercer abandono en la ronda gala para el murciano, tras los de 2005 (decimotercera etapa) y 2006 (cuarta etapa).

La prueba ha sido ganada por el británico Geraint Thomas (Sky), que mañana domingo saldrá como el primer líder del Tour de Francia.