Kristian Blummenfelt no está teniendo la temporada que esperaba en las Series Mundiales, pero en esta segunda parte del año puede dar la gran campanada. Clasificado para el Campeonato del Mundo de IRONMAN 70.3, a disputar el 7 de septiembre en Niza, su majestuosa actuación en IRONMAN 70.3 Bahrain, que le sirvió para llevarse la victoria con rotundidad y batir el récord de la distancia, le ha puesto definitivamente en el listado de favoritos. Con Jan Frodeno ausente, tal como confirmó el alemán hace unos días, Blummenfelt, junto a Javier Gómez Noya, Patrick Lange o Pablo Dapena es uno de los grandes nombres que saltará a las aguas del Mediterráneo.

Ander Pérez nos hacía hace unos meses una radiografía certera de cómo es Kristian Blummenfelt. Con un VO2Max a la altura de Miguel Induráin y Kilian Jornet, el pasado año acumuló 1.367 horas de entrenamiento -sin contar el rodillo-, entre las cuales 58 fueron de core y estiramientos.

De estas horas pasadas en el gimnasio junto a sus compañeros Kasper Stornes y Gustav Iden podemos ahora saber un poco. Mikal, hermano dos años mayor de Gustav, ha colgado en su canal de Youtube un vídeo en el que Blummenfelt como son sus rutinas de entrenamiento de la fuerza. En él podemos ver a los tres noruegos junto a Pierre Le Corre, que este año se ha unido a ellos. «Antes de cada temporada nos sentamos y vemos a ver qué podemos mejorar durante los meses de invierno«, comenta el noruego. «La natación es uno de nuestros puntos débiles, y varias veces hemos intentado hacer el esfuerzo de mejorarla, aunque no hemos tenido éxito«.

«Este año estamos intentando hacer algo diferente, y hemos incluido trabajo de pesas«. La idea que subyace es la que en otras ocasiones hemos comentado en la revista: trabajando la fuerza, se puede nadar más rápido. Blummenfelt lo tiene claro: «No solo queremos ser rápidos al principio de la natación, también queremos tener una mejor técnica, una mejor brazada y más metros por cada una que damos«.

¿Qué peso levantan en las repeticiones?

Con 76 kilos de peso y un IMC de 24,3, es de los triatletas más corpulentos del pelotón. «Ya pesamos suficiente«, bromea Blummenfelt. «Así que hemos preguntado a varios entrenadores para ver cómo ganamos músculo sin ganar peso«.

«Por eso estamos haciendo muy pocas repeticiones, pero con bastante peso. Esto creo que no incrementará nuestra masa muscular, pero sí nos hará ser más fuertes«.

El tronco inferior también se ejercita

«Alguno de los chicos también hace trabajo de piernas» explica, «porque alguno ya es bueno en natación, y lo que buscan es tener mejor rendimiento sobre la bici y corriendo«. Y sin con esto no fuera suficiente mejora, también tiene claro que el trabajo de fuerza es básico para evitar las lesiones. Así que ya sabéis: ¿queréis mejorar en los tres segmentos, ganar más fuerzas y lesionaros menos? Pues entrenad la fuerza. Haced como el triplete de oro noruego, y durante los meses de invierno pasad gran parte del tiempo en el gimnasio.