Cuando pasen años y echemos la vista atrás quizá no dudemos en afirmar que Daniela Ryf es la mejor triatleta de la historia. Y es que la suiza juega en otra liga. En lo que va de año la pupila de Brett Sutton ha logrado la victoria en las cuatro pruebas en las que ha tomado la salida: Ironman 70.3 de Suiza, Campeona de Europa en Ironman Frankfurt, 5150 Zurich y Ironman 70.3 de Gdynia, donde ganó con 23 minutos de ventaja sobre otra campeona del mundo, Mirinda Carfrae.

Podemos seguir hablando de datos y logros de la suiza, que en Gdynia, además, batió el récord del mundo de Ironman 70.3. Lo que más llama la atención de sus últimas pruebas es el estratosférico nivel al que rinde la tres veces campeona del mundo de Ironman: Ryf ha sido Top 10 del ranking masculino en sus última cuatro pruebas.

«Como mujer, me enorgullece demostrar que en el Ironman las mujeres son realmente buenas«, ha señalado la suiza en una de sus últimas entrevistas.

A la del Bahrain Endurance, una mujer que siempre ha demostrado humildad y sosiego, los campeonatos del mundo, europeos, récords y otras victorias que acumula en sus vitrina no le levantan los pies del suelo: «No se trata de fama o tiempos, se trata de hacer lo que amo», afirma. «No creo que contar títulos tenga sentido, se trata de cómo lograr esos títulos. Se trata de la carrera que demuestras y eso es lo que intentaré seguir haciendo: llevar algo a una carrera y divertirme».

Divertirse y seguir superándose, esa es la cuestión: «Ganar te da alegría, esa satisfacción de que trabajaste para algo y sucedió, es una sensación increíble y estoy seguro de que soy un poco adicto a ella» confiesa Ryf. Esa adicción es la que le llevará en unas semanas a tratar de seguir escribiendo un historia difícil de repetir -en septiembre y octubre peleara por dos nuevos títulos mundiales de Ironman 70.3 e Ironman-.

Además, quiere ir un paso más allá: «Tengo como objetivo ver cuán cerca puedo estar de los hombres». La récordwoman de Kona afirma que las mujeres aún no han alcanzado su máximo potencial en el triatlón y eso es lo que tratará de buscar. «Creo que puedo mejorar y eso es lo que me mantiene motivado para mejorar. Comparar con los hombres es mucho más preciso para determinar el rendimiento que comparar los tiempos».