¿Alguno ha visto los saltos desde trampolín esta mañana desde el Centro Acuático María Lenk? Yo estaba un poco dormida todavía y pensaba que tenía un problema de vista. Pero no, parece que no es así. Conforme ha ido pasando el día he investigado sobre el tema y veo que todo el mundo ha visto la piscina verde. Sí, sí, verde que te quiero verde. Así lo decía en Twitter el famoso saltador británico y ganador de la medalla de bronce precisamente en esa piscinaTom Daley:

daley

El caso es que el agua de la piscina de la competición de saltos ha ido mutando poco a poco de un azul cristalino a un terrible y sospechoso color verde. Y lo más curioso del tema es que nadie sabe qué ha pasado ni cuál ha sido la causa. La organización rápidamente ha dicho que no hay ningún riesgo para los saltadores, aunque no todo el mundo lo ve de la misma forma.

Opiniones enfrentadas

Según ha declarado Ralph Riley, vicepresidente de la Grupo Asesor de Tratamiento de Agua en las piscinas (PWTAG) “el agua se supone que no debería ser verde”. Hombre, hasta ahí yo creo que llegamos todos los que solemos entrenar en piscina habitualmente, ¿no? Hasta que no haya una explicación oficial convincente, ese color se ha dicho que podría deberse a un desinfectante o a las presencia de algas, lo que supone que el sistema de higiene puede haber fallado. Por ese motivo, Riley no recomienda a los deportistas meterse en esas aguas.

Otros, sin embargo, dicen que “se realizaron pruebas al agua de la piscina y mostraron que no había riesgo para la salud de los atletas”, esto lo ha dicho un tal Simon Langford, responsable de medios de la sede.

La organización ha tenido que tomar cartas en el asunto para que el asunto no se le vaya de las manos y ha asegurado que el comité organizador de Río 2016 se toma muy en serio “asegurar la alta calidad de las instalaciones”, pero declinó responder a las preguntas de la prensa tras la prueba. Según han anunciado dos medios deportivos internacionales a través de Twitter, el británico Bleacher Report y el alemán DW Sports, “las autoridades han confirmado que fue una acumulación de algas lo que volvió verde el agua de la piscina de saltos”.

Foto: bbc

Foto: bbc

 

“Hicimos las pruebas de agua usando los mismos parámetros de cada día, y los resultados fueron exactamente los mismos que cuando la piscina estaba azul”, explicó el portavoz Mario Andrada. Bueno, el caso es que sea verde o azul, aquí todos han ido saltando uno tras otro con algas o sin ellas. Qué grandes son estos saltadores olímpicos y cómo hemos echado de menos las tomas subacuáticas hoy…

 

Foto: Getty Images

Foto: Getty Imagess