Javier Gómez Noya ganaba este pasado sábado la VI Travesía a nado San Simón por delante de nombres como el de Vicente Hernández o David Castro como anticipo a lo que le espera estos dos próximos fines de semana, en los que se juega gran parte de la temporada. El gallego se enfrenta al reto de, este domingo, pelear por el que sería su sexto título de Campeón del Mundo de triatlón, y solo siete dias después, por el tercero de Campeón del Mundo de IRONMAN 70.3.

«Dos campeonatos del mundo en dos semanas es todo un reto» afirmaba este mediodía en una entrevista para Bahrain Endurance 13, uno de sus principales patrocinadores y bajo cuyos colores compite en media y larga distancia, «pero ya lo he hecho otras veces«. En total, esta será la cuarta ocasión en que se enfrente a un reto de este calibre, tras la buena experiencia de 2014, en que logró ambos títulos, y 2015, en el que logró hacerse con las Series Mundiales. En Zeem Al-See, donde se disputó ese año el Campeonato del Mundo de IRONMAN 70.3, una gripe inesperada le hizo tener que conformarse con la tercera plaza por detrás de Jan Frodeno y Sebastian Kienle.

La última vez que dobló fue en 2017, antes de dar el salto a larga, en que se hizo con el de IRONMAN 70.3 y logró la segunda plaza en las Series Mundiales, solo superado por Mario Mola.

Ni Vincent Luis ni Alistair Brownlee lo pondrán fácil

«Está muy bien que tenga posibilidades en ambas pruebas«, afirma el discípulo de Carlos Prieto. En estos momentos es tercero en el ranking de las Series Mundiales, a poco menos de 500 puntos de un Vincent Luis al que le sirve una quinta plaza en Laussane para coronarse Campeón del Mundo y acabar con una racha de seis temporadas con victorias españolas.

Por delante tiene a Mola. El balear, tras los problemas de Bermuda, Yokohama y Leeds ha vuelto por sus fueros y con dos segundos puestos en Edmonton y Montreal ha recuperado las opciones de pelear por el título, aunque no será sencillo para ninguno de los dos. No en vano Luis ha ganado las dos últimas Grandes Finales, tanto Rotterdam como Gold Coast, en las que ha demostrado ser todo un especialista.

«El Campeonato del Mundo de IRONMAN 70.3 es todo a una carrera, así que puede pasar cualquier cosa«, concluye Gómez Noya, consciente de su papel de favorito. No será sencillo, ya que el elenco de primeros espadas con que contará la prueba este año es digno de elogiar: en ausencia de Jan Frodeno, que en breve viajará a Kona para preparar el Campeonato del Mundo de IRONMAN sobre el terreno, Gómez Noya compartirá línea de salida con Alistair Brownlee, Patrick Lange, Sebastian Kienle, Kristian Blummenfelt o su amigo y compañero Pablo Dapena.