Por fin. Por fin. Por fin.

Javier Gómez Noya acaba de ganar el Premio Princesa de Asturias del Deporte 2016, según ha hecho público el presidente del Jurado, Abel Antón.

El gallego se ha impuesto en la votación final a los otros tres candidatos: los All Blacks, (selección de Nueva Zelanda de rugby) ganadores del último Campeonato del Mundo y que atesoran otros dos; el piloto de rallies francés Sebastian Loeb, que ha gando en nueve de los últimos Mundiales disputados y ahora disputa el Dakar, y la esquiadora estadounidense Lindsey Vonn, que posee el récord de 76 victorias en la Copa del Mundo.

Han sido cinco mundiales, sí, CINCO, conseguidos en 2008, 2010, 2013, 2014 y 2015. Medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, cuarto puesto en Pekín 2008 y tres veces campeón de Europa en 2007, 2008 y 2012. Y por si fuera poco, esta temporada ha renunciado a revalidar el título de campeón del mundo logrado el año pasado para centrarse en preparar específicamente el reto del oro en los Juegos Olímpicos de Río 2016, donde saldrá a por todas.

El premio Princesa de Asturias de los Deportes se concede “a la persona, institución, grupo de personas o de instituciones que, además de ejemplaridad de su trayectoria, haya contribuido con su esfuerzo, de manera extraordinaria, al perfeccionamiento, cultivo, promoción o difusión del deporte”.

Aunque otros muchos triatletas españoles que todos tenemos en mente han hecho del triatlón lo que es ahora, Javier Gómez Noya es la referencia, el sueño y la inspiración de todos los amantes de este deporte. ¡¡Gracias Javier y enhorabuena!!