El catalán Kilian Jornet se hizo ayer con la segunda posición en el durísimo Ultra Trail Mont Blanc, posiblemente una de las pruebas más exigentes de su categoría. Con un trazado original de 171 kilómetros y 9.800 metros de desnivel, el mal tiempo hizo que finalmente la prueba fuese recortada hasta los 166 kilómetros de recorrido con 9.200 metros de ascensión.

Jornet, que se había hecho con las ediciones de 2008, 2009 y 2011, ha subido esta mañana el track de su carrera a Strava, y siendo sinceros, sus datos son inaccesibles para cualquier mortal. Pese a no haber ganado la carrera, honor que fue a parar al francés François D’Haene, el corredor nacido en Sabadell hace 29 años logró hacerse con 33 RC -Course record, la versión runner de los KOMs ciclistas- a lo largo de todo el recorrido y estableció una mejor marca personal para cincuenta kilómetros: 

Durante el transcurso de la carrera Jornet quemó nada más y nada menos que 15.045 calorías, lo que sería, según las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud, el consumo recomendado para una persona a lo largo de una semana. Hay más datos: estuvo ascendiendo durante 9 horas y 47 minutos, a un ritmo de 9’28» el kilómetro. Con 18:46:15 horas totales de carrera, el ritmo medio a lo largo de los 166 kilómetros fue de 6’42».

«Hay un antes y un después de Kilian Jornet. Tanto para las marcas como para el ultra trail en sí. Es un pionero» decía hace unos días Diego Pazos, exfutbolista y uno de sus rivales actuales. «Es alguien a quien admiro, un visionario, un hombre con una capacidad física por encima de la media«.

Recuerda que si quieres estar al tanto de toda la actualidad del triatlón, puedes recibir nuestras actualizaciones en telegram: https://t.me/ptriatlon