La campaña que Oakley, la marca californiana de gafas deportivas, está llevando a cabo los últimos días en redes sociales pasa por ser de lo mejorcito que hemos visto en triatlón en meses. El primero en destaparse fue Sebastian Kienle, que en su cuenta de Instagram relató todo lo que suponía completar un larga distancia: «2.736 brazadas, 39.360 pedaladas, 29.548 zancadas, 74.415 latidos. Es normal estar agotado tras cruzar la línea de meta de un Ironman«.

La segunda en participar de la campaña fue la británica Lucy Charles, actual subcampeona del mundo de Ironman. La de Skechers, también a través de twitter, narraba cuánto ha entrenado durante un año: «De 3.637 metros nadados como nadadora profesional a 936 kilómetros de natación, 24.666 de ciclismo y 3.743 kilómetros de carrera a pie en un año como triatleta profesional«.

Y hoy es Lionel Sanders el que participa. El canadiense ha contado cuántos minutos lleva entrenados en 2018 en cada una de las zonas de entrenamiento cercanas al umbral: «En 2018 he pasado 2.205 minutos en zona 3, 1.098 minutos en zona 4, 313 minutos en zona 5 y 141 minutos en zona 6… ¡Está bien esto de salir de la zona de confort!»

So far, in 2018 I’ve spent 2205 minutes in Zone 3, 1098 minutes in Zone 4, 313 minutes in Zone 5 and 141 minutes in Zone 6….it’s OK to get out of your comfort zone! #OneObsession @oakley @oakleybike

Una publicación compartida de Lionel Sanders (@lsanderstri) el

Richard Murray, Jan Frodeno y Gwen Jorgensen son deportistas de Oakley también, así que no nos cabe duda de que tendremos publicación suya próximamente. Y no vamos a negar que tenemos curiosidad por saber qué cuenta.