La británica Lucy Charles, actual subcampeona del mundo de Ironman, es la gran revelación de este 2018. Si el año pasado ya dio en Kona muestras de la calidad que atesora a sus 25 años, en esta temporada ha dado un paso al frente y se muestra dispuesta a plantar cara a Daniela Ryf.

Tras vencer en el pasado Campeonato Africano de Ironman, disputado como es tradicional en Sudáfrica logrando un Sub9, y una semana después de revalidar su título de The Championship en Samorin, la prueba reina de Challenge Family, Lucy Charles cumplió su promesa de participar en Ironman 70.3 Staffordshire, en la prueba por relevos acompañada de nada más y nada menos que sus padres, bajo el equipo denominado «The Charles Family».

Según comentaba la propia Charles días antes de su participación, su padre haría los 1’9 kilómetros de natación, ella pedalearía los 90 kilómetros del segmento de bici y sería su madre quien completara los 21 kms de carrera a pie finales.

Dicho y hecho. Así fue. El señor Charles nadó en 35:48. La propia Lucy Charles hacía el segmento bici de Ironman 70.3 Staffordshire como solo ella sabe hacer las cosas, es decir, completando los 90 kilómetros en 2:21:00 con una media de 38,94 km/h., llegando en primer lugar en la modalidad de relevos a la T2. Finalizaba la prueba con la carrera a pie la madre de Lucy Charles, que corrió la media maratón en 1:50:49. Un equipo más que compensado el formado por «The Charles Family» que se hacía con la victoria en la categoría de relevos mixtos y tercer puesto en la general de categoría relevos.

Ahora ya sabemos que de casta le viene al galgo.