Patrick Lange, actual campeón del mundo de Ironman, volvía a la competición este fin de semana. Era en Challenge Gran Canaria, donde el alemán llegaba como máximo favorito entre una pléyade de grandes deportistas. Finalmente no podía celebrar una victoria que iba a parar a manos de un Pablo Dapena espectacular, seguido de Andi Böcherer y del propio Lange.

Justo antes de la prueba el discípulo de Faris Al Sultán departía con los compañeros de 220triathlon, y como está ocurriendo a lo largo de infinidad de triatletas de larga distancia esta temporada, Lange también tenía que responder a la pregunta de marras: ¿qué esperas de Javier Gómez Noya en Kona?

Lange, avezado corredor y que el año pasado en la Big Island fraguó su triunfo en una antológica remontada en el último de los segmentos, y que posee el récord de la distancia, tiene claro hasta dónde puede llegar el gallego: «Todos tenemos muchas ganas de ver cómo lo hace en Ironman Cairns. Yo creo que hacer 2h30 es perfectamente posible. Veremos lo rápido que puede ser, pero ha habido triatletas de corta distancia muy veloces que en Kona han rendido de manera completamente distinta«.

De cumplirse el pronóstico del alemán, mejoraría en más de nueve minutos la marca que él mismo fijo en 2016, cuando completó el tercero de los segmentos en 2:39:45.