El 2018 ya está aquí y con él una nueva temporada ciclista que, en estos primeros meses, mira con expectación al calendario de clásicas de primavera. Pese a que la actividad y la competición comenzará en serio en Australia y Argentina, para pasar después a España, el eslovaco Peter Sagan y el resto de clasicómanos tienen puesta la vista en las carreras de marzo, abril y mayo.

Este pasado lunes, cuando ya todos los ciclistas pudieron lucir las nuevas equipaciones de esta temporada, el tres veces Campeón del Mundo reconoció cuáles son las carreras que más ilusión le hacen: “No ha cambiado mucho“, reconoció a La Gazzetta dello Sport. “Correré Strade Bianche y Tirreno-Adriático antes de la Milán-Sanremo. Es lo típico para preparar Flandes y Roubaix“.

“¿Mi deseo? Ganar en la Milán-Sanremo y la Paris-Roubaix. Pero si pudiera ganar Flandes de nuevo… ¡No estaría mal””.

El año pasado en la Milán-Sanremo se quedó a un suspiro del triunfo, arrebatado por el polaco Michal Kwiatkowski y fuera de la lucha por los primeros puestos en la París-Roubaix. El calendario de clásicas se abre en Bélgica el fin de semana del 24 y 25 de febrero, con la Omloop Het Nieusblad y la Kuurne-Bruselas-Kuurne, y continúa después con la E3 Harelbeke, Dwars door Vlaandere y la Gent-Welengem. Los monumentos vendrán justos depués: Milán-San Remo 17 de marzo, Tour de Flandes 1 de abril, Paris Roubaix 8 de abril.

Y después, vendrán las Ardenes. Pero ese es otro cantar…

Recuerda que si quieres estar al tanto de toda la actualidad del triatlón, puedes recibir nuestras actualizaciones en telegram: https://t.me/ptriatlon