La nutrición es clave para ser un buen triatleta. No sé donde, hace relativamente poco, leí incluso que era la quinta especialidad del triatlón, tras la natación, la bicicleta, la carrera a pie y las transiciones. Y como las otras cuatro, hay que entrenarla. Y no solo en la competición, si no en las horas previas. Por eso es bien importante saber qué cenar la noche antes de un triatlón, y probarlo en entrenamientos previos con la suficiente antelación como para llegar al día de la prueba con todo en orden.

Ya sabéis que en todo momento de nuestra vida como triatletas hay que cumplir una máxima: Nunca intentéis nada nuevo en día de competición.

La noche antes de la carrera

La cena ha de estar basada en pasta y proteínas. Este es quizás el único momento en el que no es necesario que la pasta sea integral. Las proteínas, que sean bajas en grasas, tipo animal con alas (sí, reíros, pero es que cuadra: pollo, perdiz, pavo) o conejo, o pescado blanco. Siempre a la plancha. Para beber alguna bebida con electrolitos.

¿Por qué una cena así? Los carbohidratos ayudan a reparar las reservas de glucógeno y tenerlas a tope para la mañana siguiente, y la carne minimiza el riesgo de sufrir angustia intestinal.

5 puntos a tener en cuenta la noche previa

  1. Cena relativamente pronto, que pasen como mínimo doce horas hasta la hora de la prueba.
  2. Haz de los carbohidratos (arroz, pasta, pan, verduras) la base fundamental de la cena, pero no caigas en el error de ponerte hasta arriba. Todo en su justa medida.
  3. No comas alimentos que no estés habituado a incluir en tu dieta. Intenta cenar un menú que te sepas de memoria, y que ya hayas experimentado en noches previas a grandes entrenamientos.
  4. De hecho, plantéate la posibilidad de escoger una cena ritual para todas las noches precompetición. Esto reducirá la ansiedad previa que todos tenemos antes de una prueba.
  5. No bebas demasiado agua, ni otros líquidos. No eres un camello, y no puedes acumular agua. Sobrehidratarte solo hará que te tengas que levantar más de una vez al servicio.