Nuevo vídeo de nuestra serie de Torreznos y triatlón. Hoy Juan López y Diego Rodríguez hablan de todos esos momentos en los que, como triatleta, te preparas para reventar tus marcas, lucir palmito, fardar lo que no está escrito… y por azares del destino se te queda una cara de tonto de no te menees.

A que os suena la situación, ¿verdad?

Os contamos la primera para ver si os sentís identificados: ese día que, por fin, decides ir a la piscina. Preparas la mochila, con todos los bártulos -garmin, bañador, el gorro de Ironman Guinea Papua, el esnorquel, las manoplas-, te vas para allá, te desnudas, te vistes a lo David Meca.. y te das cuenta de que te has olvidado las chanclas en casa. ¿Qué haces? Te la juegas a riesgo de que el monitor o la monitora te señalen con el dedo acusador, o te vuelves a casa con el rabo entre las piernas y un cabreo de mil demonios.

Pues el resto de situaciones, en el vídeo. ¡Disfrutad!

Venga, reconocedlo: vosotros también tenéis las vuestras.. ¿a que sí? Ya sabéis, en los comentarios del vídeo, allá en Youtube, estaremos encantados de echarnos unas risas con vosotros.