Ni una semana ha dejado pasar de 2019 Yuki Kawauchi para empezar a competir. Ha sido en la Lok Wah 100min Half Marathon Elite, que se disputó el pasado 6 de enero en Tai Mei Tuk, Taipo. Una prueba cuyo objetivo es incentivar buenas marcas en media maratón en Hong Kong para conseguir subir el nivel local de la prueba. La carrera está abierta a todas aquellas personas que sean capaces de demostrar que pueden correr un media en menos de 100 minutos (1h40min) y cuenta con premios en metálico con un total de 7.500 euros para repartir entre los 30 mejores corredores de la general.

Poco más de 68 minutos es el tiempo que necesitaron los tres primeros clasificados de la prueba, entre ellos el japonés. El ganador de la prueba fue el keniano Ngare Joseph Mwangi, que entró en meta en 1h05’56”, segundo fue Yuki Kawauchi (1h06’07”) y tercero fue Kibilo Benard Kiplangat (1h08’54”). Sin duda un buen comienzo de temporada para este funcionario (conserje de escuela a jornada completa), que no sabemos de dónde saca tiempo para entrenar y para viajar a las competiciones, a tenor de las pocas vacaciones que suele haber en Japón.

El año en que Yuki Kawauchi será profesional

Era complicado que un atleta amateur con los resultados que obtiene Yuki Kawauchi no dejara de trabajar como conserje antes. Así lo comunicaba el pasado mes de abril, tras imponerse por sorpresa en el Maratón de Boston. 

El próximo 1 de abril de 2019, Yuki Kawauchi, con el comienzo del próximo año escolar, dejará su trabajo definitivamente y se convertirá en profesional. A sus 31 años (en marzo cumplirá los 32) pasará a ser corredor a tiempo completo, lo que le permitirá acceder a patrocinios y cuotas de presentación a pruebas. Según parece, la prefectura de Saitama le impedía compatibilizar su trabajo con el apoyo financiero de terceros.

La razón número uno es que quiero competir a nivel mundial“, afirmó Kawauchi hace unos meses. “No he mejorado mi mejor marca personal (2h08’14) en cinco años. Necesito cambiar mi entorno“.

El tirón mediático de Kawauchi durante el último año ha trascendido fronteras. No solo es una celebridad en Japón, sino en el mundo entero. En breve podremos saber qué marcas y qué empresas están detrás del mejor corredor popular del mundo hasta 2019. A partir de ahora habrá que acostumbrarse a ver marcas detrás de esa característica camiseta verde, roja y blanca que dentro de poco será historia. Su presencia en competiciones internacionales tendrá un precio, y no será bajo precisamente.

No ha empezado nada mal el que va a ser, sin duda, el año de Yuki Kawauchi.