Salud y Nutrición / Running / Hacer ejercicio regularmente reduce el riesgo de depresión

Hacer ejercicio regularmente reduce el riesgo de depresión

Si eres de los que tiene parientes cercanos que sufren depresión crónica, la probabilidad de desarrollar esta enfermedad es de dos a uno. Pero eso no significa que sea algo inevitable, sobre todo si tienes hábitos de vida saludables. Una nueva investigación indica que el ejercicio puede ser una buena vía para evitarlo. Y lo que es mejor, tampoco es necesaria mucha actividad extra para reducir ese riesgo.

Utilizando datos de casi 8.000 participantes en el Partners Healthcare Biobank, un proyecto de investigación a largo plazo que recopila información genética y de salud, los investigadores analizaron dos años de hábitos de estilo de vida, incluyendo actividad física y diagnósticos relacionados con la depresión, según publica un estudio en la revista Depression & Anxiety.

También calcularon las puntuaciones de riesgo genético para cada participante, y descubrieron que aquellas personsa que tenían vínculos genéticos más altos con la depresión eran más propensos a sufrir la enfermedad dentro del marco de tiempo del estudio.

Los más activos, un 20% menos propensos

Sin embargo, las personas más activas físicamente eran un 20 por ciento menos propensos a ser diagnosticados con depresión al final del periodo de estudio de dos años. Aquellos con poca actividad física (cerca de media hora a una hora por semana de ejercicio) tenían los niveles más altos de depresión. Pero sólo haciendo un poco más de ejercicio a la semana -un promedio de tres horas, o alrededor de 35 a 45 minutos por día- vieron una considerable disminución en el riesgo de depresión, y cuanta más actividad deportiva se hacía por semana, menos riesgo había.

En el estudio se tuvieron en cuenta todas las formas de actividad, tanto de alta como de baja intensidad. Además de correr, se incluyen otras formas de ejercicio aeróbico, entrenamiento de fuerza, danza, yoga y estiramiento.

"Nuestros descubrimientos sugieren que cuando se trata de la depresión, los genes no son decisivos , y que estar físicamente activo tiene el potencial de neutralizar el riesgo añadido de episodios futuros en individuos que son genéticamente vulnerables", dijo el autor principal del estudio, el Dr. Karmel Choi. Además, aunque no exista un condicionante genético, el ejercicio es un factor reductor del riesgo de depresión.

¿Por qué es tan bueno el ejercicio?

Según Choi, el motivo de por qué el ejercicio es tan efectivo confirma lo que ya han dicho varios estudios anteriores. La actividad física crea una serie de beneficios que afectan la salud cerebral y la regulación emocional, por ejemplo, al reducir la inflamación, aumentar las hormonas positivas como las endorfinas y la dopamina, y mejorar el sueño.

A pesar de estos alentadores resultados del estudio, el ejercicio físico no es la panacea de todas las enfermedades de salud mental. Cualquier persona con alto riesgo de depresión o que experimente indicios de sufrir esta enfermedad, lo primero que debe hacer es consultar con un médico, aunque el deporte nunca pueda hacer mal, como acabamos de ver.

ARTÍCULOS RELACIONADOS