Foto: Korupt Vision
Actualidad / Triatlón / ¿En qué estado de forma llega Javier Gómez Noya a Kona?

¿En qué estado de forma llega Javier Gómez Noya a Kona?

Tras más de un día de viaje Javier Gómez Noya ya se encuentra en The Big Island. "Primeros dos días en Kona, “disfrutando” del calor y el entrenamiento", escribía ayer en su cuenta de Instagram junto a una foto en la que se le puede ver fino, muy fino.

Tras varias semanas de preparación en Cáceres, donde ha buscado altas temperaturas -aunque secas-, y la tranquilidad de caminos poco transitados, uno de los grandes favoritos ya está reconociendo los terrenos por los que el próximo 13 de octubre disputará el Campeonato del Mundo de Ironman, ese en el que los aficionados llevamos años queriéndole ver participar. Como apunta Jodie Smallow en la última publicación de Bahrain Endurance 13, el club del que Javi es miembro, "al publicarse la noticia, los aficionados al triatlón nos volvimos locos, y con razón".

La presencia de Javi en Kona es toda una noticia de relevancia para la larga distancia, y la evolución lógica dentro de su trayectoria, tras sus cinco campeonatos del mundo ITU y su exitoso paso por la media distancia, donde acumula dos títulos mundiales de Ironman 70.3 -2014 y 2017- y dos bronces -2015 y 2018-. La pregunta es, siendo uno de los grandes favoritos a la victoria, ¿en qué estado de forma llega?

El debut, el gran reto

Tenemos que remontarnos a 1996, hace ya 22 años, para encontrar un debutante ganando la carrera, cuando Luc Van Lierde se hizo con el triunfo en su primera participación. Ese es el gran reto de Javi, que junto a Patrick Lange y Lionel Sanders parte con el mayor porcentaje de opciones de ganar en las apuestas: ser capaz de ganar una prueba de la que apenas conoce el recorrido y las previsiones climatológicas.

TriRaing, de hecho, otorga el podio a Lange, Kienle y Sanders, en este orden, penalizando la falta de experiencia del discípulo de Carlos Prieto en la isla.

Sin embargo Javi ya ha demostrado que es consistente en larga distancia, y desde su maratón en 2:41 en Ironman Cairns, ha entrenado específicamente la alimentación para llegar al último de los segmentos con la capacidad como para correr muy rápido, cercano a las dos horas y cuarenta minutos.

La ausencia de Frodeno, otra baza a su favor

Además, a su favor cuenta con la ausencia de Jan Frodeno: el alemán es bueno en las tres disciplinas, y su presencia podría haber hecho que Javi forzase en el segmento de la bici tratando de perder la menor comba posible de cara a bajarse de la bici con opciones de victoria.

De hecho, en la última entrevista concedida antes de volar, Javi ha asegurado que va a seguir su estrategia de carrera, sin fijarse en qué hagan el resto. Igual le da qué hagan Andrew Starykowitz, Cameron Wurf y Sebastian Kienle en el tramo ciclista. Él es capaz de recuperarles hasta quince minutos corriendo.

Está claro que, igual que le ocurrió en Port Elizabeth, en la disputa del último Campeonato del Mundo de Ironman 70.3, los problemas van a llegar en el último de los segmentos, pero a tenor de lo que ha ido publicando en redes, y de lo que ha ido comentando en las distintas entrevistas, parece que a la cita llega en mejor forma que la que tenía en julio, cuando debutó en la distancia.

 

ARTÍCULOS RELACIONADOS