Foto: UTMB // Pascal Tourn
Materiales / Triatlón / Material imprescindible para triatlones de larga distancia

Material imprescindible para triatlones de larga distancia

Si has llegado hasta aquí, puede que tú seas uno de esos valientes que ha decidido subirse al barco de las aventuras deportivas.

Los retos deportivos están a la orden del día y cada vez son más los deportistas que deciden ponerse a prueba en diferentes modalidades del deporte de resistencia.

Pero llegar a la meta no es fácil y, entre otras cosas, necesitas equiparte de manera adecuada para enfrentarte a tus desafíos.

Así que hoy, de la mano de nuestros amigos de Trideporte, te traemos el material imprescindible para uno de los grandes retos deportivos que existen: un triatlón de larga distancia.

¿Qué material necesito?

3.800 metros de natación, 180 kilómetros de ciclismo y 42 kilómetros de carrera a pie. Toma buena nota, porque allá vamos con los imprescindibles para salvar con garantías los 226 kilómetros totales de un larga distancia.

Neopreno

Los casi cuatro kilómetros en aguas abiertas a los que tenemos que enfrentarnos en un full ya son motivo más que suficiente para no reparar en un buen neopreno.

Pero, si encima la natación es tu punto flaco, como ocurre con muchos triatletas, no hay lugar a discusión.

A la hora de escoger, tu nivel de natación será la clave. Si no eres el mejor amigo del medio acuático, necesitas un neopreno con buena flotabilidad. ç

Estos modelos mejoran la posición del cuerpo ayudando a que este vaya más elevado y, por tanto, haciendo más fácil superar el primero de los segmentos.

Neopreno
Foto: trideporte.com

Si, por el contrario, eres un nadador experimentado, lo que buscas es una neopreno con libertad de movimiento: mejorarás tu estabilidad y deslizamiento, pero sin perder rango de movimiento.

Potenciómetro

Los 180 kilómetros de un triatlón de larga distancia se pueden hacer bastante largos. Pero, por suerte, hoy en día tenemos tecnología a nuestro alcance para facilitar mucho las cosas.

Si no quieres pasarte de rosca, un potenciómetro es el mejor de los remedios. Los puedes encontrar de biela o de pedal, todo dependerá de tus necesidades personales y de tu presupuesto, pero es una herramienta indispensable para correr un full.

Potenciómetro
Foto: trideporte.com

Un medidor de potencia te ayudará a conocer tu nivel real sobre la bici y a medir tu esfuerzo de manera muy fiable, por lo que regularte durante el segmento ciclista será sencillo.

Si tienes dudas sobre cuál escoger, puedes echar un vistazo a este otro artículo donde hablamos de varios modelos.

Zapatillas de running

Nos falta el último de los segmentos, pero no por ello el más fácil. De hecho, los 42 kilómetros de la distancia de Filípides son, para muchos, la parte más dura de un larga distancia.

Nuestros pies pasarán varias horas peleándose contra el suelo para llevarnos hasta la línea de meta, así que no olvides darles un buen "vehículo".

Es importante que cuentes con unas zapatillas de running que reúnan ciertos requisitos: comodidad, transpirabilidad, amortiguación, etc.

Zapatillas Carbon X 2
Foto: trideporte.com

Gracias al avance de la tecnología, hoy podemos correr con zapatillas con placa de carbono.

Éstas, además de contar con las características ya mencionadas, aportan un plus a nuestro rendimiento gracias al retorno que produce este material en su entresuela.

Un reloj deportivo gps

Vas a pasar muchas horas poniendo a tu cuerpo a prueba. Necesitarás referencias y datos para poder llevar un control de lo que ocurre en tu cuerpo y del transcurso de la competición sin llegar al colapso.

Reloj Fenix 6
Foto: trideporte.com

Con un reloj gps podrás hacer un seguimiento del tiempo o los kilómetros transcurridos; necesario para saber si estás dentro de tu objetivo y poder regular tu esfuerzo.

Algo para lo que también necesitarás datos de ritmo, velocidad o frecuencia cardíaca y que podrás ver con este dispositivo.

Además, esta herramienta te permite almacenar todos estos datos y poder acceder a posteriori para analizar todo lo ocurrido durante la competición: podrás ver tus cambios de ritmo o las variaciones en el pulso a lo largo de los diferentes kilómetros. Esto de gran ayuda para detectar errores a corregir o aspectos en los que trabajar para futuros retos.

Nutrición

Si vas a hacer un triatlón de larga distancia es probable que, como poco, dediques nueve o diez horas a completar los 226 kilómetros. Y hay cuerpo humano que aguante semejante esfuerzo sin reponer fuerzas por el camino.

La nutrición es uno de los aspectos claves en una prueba de estas características. Sin un buen plan, estamos perdidos. Hay que tener en cuenta que este factor toma partido desde mucho antes de la prueba, durante los meses previos de preparación previos.

gel enervit
Foto: trideporte.com

El uso de sales minerales, geles, barritas, isotónicos y demás suplementos deportivos durante los entrenamientos y durante el día de la competición es fundamental para salvar con garantías nuestro reto en la larga distancia.

Estos productos aportarán a nuestro cuerpo la energía y nutrientes necesarios de manera rápida y cómoda, consiguiendo que nuestro motor no se quede sin combustible en ningún momento.

ARTÍCULOS RELACIONADOS