Actualidad / Ciclismo / Inventan el primer ABS para bicicletas

Inventan el primer ABS para bicicletas

El ABS es actualmente uno de los elementos más importantes que tenemos en seguridad activa cuando nos subimos a un coche o a una moto. ¿Y qué pasa cuando nos subimos a una bici? ¿Acaso no bloqueamos muchas veces la rueda delantera y nos vamos al suelo? Pues esa misma pregunta se la hizo Daniel Oliver Bultó. Nada más y nada menos que el nieto del fundador de Bultaco y confundador de Montesa, Paco Bultó, y fundador de Lobito Bikes, marca dedicada a bicis eléctricas.

Aprovechando el conocimiento de competir en moto

Daniel Oliver Bultó ha sido triple campeón de España de Velocidad de Motociclismo y subcampeón de Europa de Superbikes en 1999. Por eso, ha sabido llevar al mundo de la bicicleta, concretamente al de las eBikes, todos los conocimientos adquiridos durante los años en los que competía.

El resultado no es otro que un proyecto personal, Lobito Bikes, con el que quiere comercializar eBikes o bicicletas eléctricas mejoradas. Un producto que mezcla, en palabras del propio Bultó, "gentleman y sport, es decir, divertido, enfocado al deporte, pero con un punto responsable y ético".

Muy preocupado por introducir elementos de seguridad activa en sus bicis, Bultó y su gente empezaron a estrujarse la cabeza hasta dar con una ingeniería coreana con la que han llegado a desarrollar el Outbraker Lobito (ver vídeo arriba).

"Es el primer ABS del mundo para bicicletas, pero no es electrónico, lo nuestro es un ABS mecánico. Cuando usamos el freno, la frenada se produce hasta el punto en el que el sistema detecta demasiada presión, momento en el que ésta se libera por una válvula para reducir el mordiente y evitar que nos vayamos de morros. Esto suele pasar cuando se nos cruza algo por el camino e instintivamente presionamos el freno demasiado fuerte", asegura Bultó.

Lobito Bikes
Fuente: Facebook //Lobito Bikes

Yo me quedo con esta frase,  "tras 20.000 horas de pruebas, todos los que lo han probado flipan en colores".  Poco más se puede decir. Habrá que probarla, ¿no?

Fuente: vozpopuli,

ARTÍCULOS RELACIONADOS