Salud y Nutrición / Triatlón / Coaching: La rueda de la vida… de un triatleta.

Coaching: La rueda de la vida… de un triatleta.

La rueda de la vida. #coaching

Retomo el coaching en esta entrada que al fin y al cabo es lo que me ha traído a "juntar palabras" en este rincón de internet que es Planeta Triatlón.

No vamos a hablar de ruedas, ni de perfiles ni de pistas de alumnio o carbono… “La rueda de la vida” es una práctica habitual en algunos procesos de coaching. Google os entregará entradas, ejemplos y otros blogs en los que se habla de ello. Es bastante sencillo.

Como en otras publicaciones he dicho, yo en un proceso de entrenamiento o de coaching* siempre pregunto al deportista por todas las facetas de su vida. Conocer si están equilibradas o no, etc.

* (Recordemos que el origen del coaching es el de ese entrenador capaz de desenvolverse entendiendo todos los factores que influyen en el estado del deportista, no sólo el físico, también el mental o emocional...)

Vamos por pasos con la rueda de la vida…

Paso 1 - Dibuja en un papel una rueda. No ha de ser perfectamente redonda. Pero inicialmente no dibujes radios.

Seguido haz una lista de todas esas facetas o aspectos de tu vida que son importantes. Aquí quizá hay quién ponga en la lista tres cosas y quien ponga 6 o 10… ¡No importa! Los que sean relevantes…

¿Triatlón, trabajo y pareja? ¡Perfecto!

Trabajo, pareja, hijos, familia, triatlón y cine… O lectura, o estudios o desarrollo. ¡Perfecto! Nadie lo puede juzgar. Ni cuantos aspectos, ni en qué orden los escribes. ¡Sólo tú!

Paso 1

En función de eso vas a dibujar ahora los radios de esa rueda que será “de palos”, de 16 radios… Eso depende de cuantos aspectos has considerado importantes en tu vida. Puedes dibujarla con perfil, con freno de disco. Da igual, lo importante es lo que quedará en blanco. Así que vale todo excepto lenticular.

Paso 2 – Ahora tenemos una rueda con n espacios entre radios que representan tus n roles en la vida: triatleta, novia/o, marido o mujer, mamá o papá, profesional (con el trabajo puedes tender a valorar cuestiones económicas, de realización, etc., no importa, pero ten en cuenta qué hace que le des ese valor entre 0 y 5) y tantos aspectos como has señalado en la lista.

Seguido anota junto a cada espacio entre los radios a qué corresponde ese hueco en blanco.

Paso 2 y 3

Paso 3 – Llega el momento de poner nota a cada uno de esos aspectos.

De 0 a 5 qué nota le pones hoy a tu situación profesional. A tu relación de pareja. A la relación con tus hijas/os. Con tu familia. A tu desempeño o dedicación al triatlón.

Toma como 0 "cero" el centro de la rueda. El eje o buje si has dibujado con detalle. Y como 5 "cinco" la parte más externa. La banda de rodadura, o la llanta si le has dibujado perfil. Y marca con una línea el 1 o el 3 o el 4… la nota que le das a cada valor en términos de menos a más satisfecho con cada uno de esos aspectos...

La practica es sencilla. El resultado va a ser una rueda en la que cada uno de esos aspectos tiene una nota.

Paso 4 – Rellena el centro de la rueda. Colorea lo que has marcado en cada caso.

El resultado será más o menos redondeado en función de la calificación que obtiene cada aspecto…

¿Lo ideal? Está claro. La rueda que mejor rueda es aquella que es perfectamente redonda y en la que todo lo hemos calificado con un 5 ¿no?

Paso 4

Bueno, lo importante no es esa rueda. Lo importante es que la rueda, si has sido sincero contigo, te permite ver algún aspecto en tu vida en el que no estás satisfecho o feliz. Elige la palabra correcta para tí.

Hay un último consejo que os quiero dejar, porque puede que de repente con este experimento hayas descubierto algo:

- Que tu trabajo no te hace del todo feliz

- Que puedes prestar más atención a tu familia

- Que en el triatlón no estás tan mal si miras atrás. O que te queda mucho por hacer hasta “dominar” esa disciplina que se resiste.

Sea lo que sea, este experimento es para hacerse responsable de esa parte de las cosas que uno mismo puede transformar. Porque si esas otras facetas no están en equilibrio, el triatlón, tarde o temprano, tampoco lo estará.

En mi caso y si pienso en mi experiencia y en la de los deportistas a los que he conocido o acompañado en procesos de coaching su mejor rendimiento deportivo viene cuando el mayor número de esos aspectos están en equilibrio. Y no hablo sólo de aspectos de entrenamiento. Sino de la vida.

Nota del autor:

Como veis en las imágenes de esta rueda de las fotos he incluido "felicidad" como uno de esos aspectos. Ya sé que ahora la felicidad viene hasta en los yogures. Yo la pongo en la rueda porque eso me lleva a preguntarme... ¿Soy feliz con lo que generan todos esos aspectos de mi vida?

ARTÍCULOS RELACIONADOS
¿Qué puede hacer un coach por ti?

¿Qué puede hacer un coach por ti?

Vuelvo sobre estas líneas que Planeta Triatlón me presta para hablar por fin de coaching, que de algún modo, es por lo que estoy aquí.

Antes de definir o citar nada os explicaré que esto nace como una inquietud personal y profesional. Mientras trabajas con alguien en su entrenamiento, siempre se dan situaciones que van más allá de la preparación física para las que necesitas ayuda. Así me sucedía a mi y por eso fui más allá en mi formación. Si algo he aprendido en este tiempo en el mundo del fitness o el entrenamiento es que las cosas fluyen cuando “nuestro ecosistema” está en equilibrio. Uno mismo, su trabajo, su familia, su situación económica y sus retos o anhelos forman parte de un todo que se retroalimenta, para bien o para mal. Muchos de los grandes deportistas que he conocido viven ese equilibrio.

* Antes de seguir haremos una aclaración:

Un entrenador se hará cargo de tu entrenamiento. Si eres de los que se autoentrena, te recomiendo que al menos, lo consideres. Planificación, carga de entrenamiento, refuerzo de la técnica, etc.

Un coach tratará de ayudarte con aspectos mentales de tu práctica deportiva.

Si bien el origen del segundo viene del término sajón para definir al primero, coach, el entrenador dará soluciones a tus necesidades de entrenamiento, mientras el coach buscará la forma de que tú analices tu realidad y entre ambos encontraréis los cambios que te comprometerás a poner en práctica para dicha mejora. El ecosistema del que hablaba antes…

 IMG_1384

Para ilustrar esto os voy a hablar, con su permiso, de un gran tipo. Jordi Matos Pardo. Bombero, marido, papá y una gran persona.

¡Ah!

Y tres veces consecutivas finisher en Ironman Kona. Algo al alcance de muy pocos en el mundo y que hasta él ningún triatleta en España había conseguido. Si le conoces quizá te suena el hashtag #3de3IronMatos.

A parte de todo esto, Matos tiene lo que necesita cualquier persona que se presta a un proceso de coaching, humildad. Después de una gran participación en Hawai en 2013 y una experiencia más dificil en 2014, Jordi me pidió ayuda para conseguir el reto de las tres participaciones consecutivas y disfrutar de ese camino. Para los que se lo intentan imaginar, supone empalmar 3 temporadas deportivas en las que Jordi consiguió slot a la primera en los correspondientes 3 Ironman previos de clasificación. ¡Una pasada!

Obviamente en una sesión de coaching, que no pasa de ser una conversación consciente con un propósito y compromiso de mejora, se tratan diferentes aspectos. Os hablaré en este caso de una sesión muy centrada en lo deportivo.

Como nos ocurre a todos, a Jordi mientras entrenaba, le distraían algunos pensamientos. Acababa de ser papá, sentía una responsabilidad nueva en ese sentido, se planteaba cambiar de domicilio. Rebeca, su mujer, estudiaba un Máster que les obligaba a compaginar mejor horarios y responsabilidades mutuas. Y además estaba Kona. Viaje, vuelos, material, club, búsqueda de ayudas en forma de sponsors, etc.

El concepto de la mente de mono es muy utilizado en psicología para referirnos a ese cúmulo de pensamientos que vienen a nuestra mente mientras tratamos de desarrollar una tarea. ¿Os suena?

Imagina cuantos pensamientos se suceden en 3.000 m de crol, en 100 km de bici o en un rodaje largo de 2h. (Si quieres leer más, aquí)

Planteé a Jordi un ejercicio habitual en PNL que sirve para hacer consciente algunos gestos, momentos o palabras que le pudiesen ayudar a “volver” en cuerpo y mente al entrenamiento. En PNL se define como “Anclaje y reencuadre”. Permite a tu mente volver a la tarea.

En ese proceso desde luego los anclajes los eliges tú. Pueden ser muchos. Basados en la respiración, en las sensaciones de alguna parte de tu cuerpo, en un sonido, etc.

Le propuse a Jordi encontrar aquello que en la natación, en la bici y en la carrera a pie le permitía centrarse de nuevo en la tarea. Fue muy fácil, respondió de inmediato a los tres:

  • La fase de deslizamiento-agarre de la mano en el agua para la natación.
  • La fase descendente del pedaleo para la bici.
  • Y la sensación de corer con brazos “sueltos” en la carrera a pie.

Salimos de aquella sesión con un compromiso. Es súper importante.

11052450_10206444219974246_1394936539059608203_n

En los próximos entrenamientos Jordi iba a prestar atención a esos tres gestos. Y se iba a comprometer a darme feedback de si estos tres anclajes físicos servían en su tarea de “entrenar entrenando”

En unos días las sensaciones las reforzaban los tiempos. En la piscina la sensación de fluir le hacía deslizar mejor y nadar más rápido, en la bici la sensación de rodar continuo le daba datos más altos y constantes de watios y en la carrera a pie los brazos sueltos le daban una sensación de rodar más relajado y arañaba segundos a cada kilómetro.

Unos días después una MMP en la Mitja de Barcelona reforzaba ese proceso.

10940519_1544411082475487_7992644212414482688_n

Todas las preocupaciones de las que hemos hablado antes seguían ahí.

Por supuesto el trabajo de todo su staff, especialmente de Ivan Herruzo, su entrenador seguía siendo el mismo. El coaching realmente no había cambiado nada. Sólo había ayudado a poner a Jordi en cuerpo y mente en cada entrenamiento. El protagonista fue él.

Mi papel, como coach, sólo fue hacer que aquello sucediese. Por supuesto es un placer. Me permite conocer experiencias únicas.

Os despido con una pregunta: ¿Mientras os ducháis dónde está vuestra mente?

A lo mejor os da una pista, porque si en cinco minutos de ducha la mente parece un smartphone con varias aplicaciones abiertas a la vez, en 2 horas de entrenamiento... ¿te imaginas cuantas veces te puedes ir mentalmente de allí? ¿...? 

IMG_0349

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Running / Ventajas del entrenamiento en solitario

Ventajas del entrenamiento en solitario

En estos períodos convulsos, de dimes y diretes, pactos, promesas y negociaciones, desde Planeta Triatlón os ofrecemos un jarro de verdad fresca y cristalina. Entrenar solo no mola. Perdón, ¿me he equivocado de artículo? El editor me echa. No, en serio, el entrenamiento solitario no mola. Pero, ¿no mola nunca? Bueno, ahí ya empiezo a tener mis dudas.

De las bondades de entrenar en un grupo, ya se ha hablado largo y tendido. Pero, ¿qué hacemos los impedidos sociales? Ese grupo de individuos marginales que entrenan en soledad, ¿por qué lo hacen? ¿Tienen alguna ventaja?

Yo creo que sí.

Flexibilidad absoluta

La jornada laboral de cada uno solo sigue los designios del destino. O de una entidad superior de la cual desconfiamos. Si además del tercio de nuestra vida, por desgracia, que dedicamos a trabajar, hay que conciliar el resto del tiempo con familia, múltiples aficiones (o adicciones), asociaciones de barrio, cooperativas de consumo, y muchos otras herramientas del diablo que ocupan nuestro tiempo, vamos muy justos de tiempo.

Una opción es blindar ese espacio de tiempo destinado al culto de nuestro cuerpo y a poner en aprietos a corazón y pulmones. Otra, es ser un alma libre e intentar ajustar el entrenamiento en los huecos temporales. Y en ese caso, entrenar en solitario, es de gran ayuda. Huecos entre reuniones, a primera hora de la mañana, a mediodía, tarde o noche, sin depender del horario de una segunda persona, que puede condicionarte.

Escenario al gusto

Coordinarte con más gente tiene el inconveniente de tener que compartir un espacio físico. Lo cual quiere decir que se debe ceder para llegar a un acuerdo de donde entrenar. Quizá ese sábado nos apetece emular a los profesionales que viven en Girona y lanzarnos a hacer puertos por Collserola, con unas décimas de concentración de monóxido por debajo de la que encontramos en la gran urbe. Pero nuestro compañ[email protected] prefiere salir a rodar con su cabra por la nacional N-II, entre coches, con un recorrido plano, recto y que le permita emular al maestro Fabian (Cancellara siempre). Hoy que yo quería jugar a ser Purito…

Entrenar solos nos permite adecuar los escenarios a nuestras preferencias en ese momento. Claro está, los escenarios de los que disponemos. Si estamos en Valladolid, y en pleno mes de Enero, habrá que tirar del comedor de casa y el rodillo mágico.

Entrenamientos ajustados al plan

Cuantas veces nos ha dicho nuestro entrenador: “Hoy relajadito, a Z2 toda la salida. Como te salgas de Z2 te capo”. Bueno, si te entrena Txema Córdoba, eso no pasa. Pero al resto igual sí. Y saliendo con el grupetto en bici, hemos esprintado hasta notar los martillazos del corazón en los oídos antes de aquel cruce donde acaba el segmento del Strava. Todo porque, el cabrón de Juan (cada uno que ponga su nombre genérico), le ha dado por pegar un palo, que tenía bien estructurado en su entrenamiento interválico. Y te destroza el entrenamiento. Porque tú, como mínimo, eres igual de valiente y generas la misma testosterona que él.

Aún hay situaciones mejores, en las que dos amigos se juntan para hacer series. Y con apenas unos segundos de diferencia entre sus capacidades físicas del momento, el más lento corre el riesgo de reventar a medio entrenamiento si no utiliza la cabeza. Y con poco oxígeno, se piensa peor. O el más rápido, solo por ir con el compañero, desaprovecha la oportunidad de sacarle más rendimiento a su esfuerzo.

Si se entrena solo, se hace exactamente lo que se tiene. O menos… ¡como nadie mira!

Fortaleza mental

Cuantas veces nos han dicho que tenemos que visualizar las situaciones en competición para estar preparadas para ellas. En cuantos entrenamientos te has imbuido de la atmósfera de competición, te has puesto en la piel del corredor en su día de la carrera, y te ha ayudado a sacarle unas décimas más a tu GPS. Normalmente, cuando vas solo, és más fácil. Se disponen de menos estímulos externos que enturbien nuestra imaginación.

¿Cuantas veces, en el salón de tu casa, para no pegarte un tiro después de una hora de rodillo has hecho volar la imaginación hasta el segmento ciclista del Ironman de la Conchinchina? ¿O en la última serie de carrera, has visualizado el arco de la Maratón de Barcelona, y el crono en 2h58m? Sin duda, la negociación con uno mismo, la fortaleza mental en competición y en entrenamientos, pueden encontrarse de diferentes maneras. Pero no me negareis que son esas salidas en solitario cuando más dentro de ti mismo puedes llegar y encontrar cosas que no sabías que tenías. El día de la carrera, no solo te tendrás a ti, tu fortaleza interior, sino que además, te verás beneficiado de todos los estímulos externos que te rodean, para potenciar tu rendimiento.

Evasión y huida de la socialización

Bien, quien esto escribe se confiesa un tanto ermitaño. Pero probablemente, en mayor o menor medida, todos necesitemos un rato a solas con nosotros mismos. En una era tecnificada y comunicada hasta límites absurdos, hablar con uno mismo un rato, dejar volar la imaginación, o simplemente relajar la mente buscando una evasión temporal, puede ser imprescindible para mantener la cordura.

Los entrenamientos de natación en grupo pueden ser maravillosos para dar lo mejor de ti mismo. Pero un entrenamiento de natación en solitario puede dejarte también relajado, con problemas resueltos y con decisiones tomadas.

Armonía con el cuerpo y sus sensaciones

Entrenando solo no solo puedes trabajar el aspecto mental. También las señales físicas que te envía el cuerpo ante determinados estímulos. Escucharse es más fácil cuando no te están hablando. Incluso cuando no escuchas música. Identificar qué hace uno mal cuando tiene flato, conocer por sensaciones, sin mirar el GPS, a qué ritmo se va cómodo para determinada distancia, prever el estado de pájara antes de que suceda y solucionarlo a tiempo. Para todo esto no es imprescindible entrenar en solitario, pero dirigir la mirada hacia dentro es más fácil cuando se está solo.

Hemos empezado el artículo, siempre de opinión, diciendo que no buscábamos engañar a nadie. Entrenar solo es, muchas veces, una mierda del tamaño de la de un Triceratops en Nublar. Pero también es una herramienta que tenemos a nuestra disposición, de la que no tenemos que huir, si no saber aprovechar sus ventajas. No huyas de la soledad. Utilízala para hacerte más fuerte.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
¡En mitad de una pájara! ... Cómo aprender de los momentos duros

¡En mitad de una pájara! ... Cómo aprender de los momentos duros

Cosas que aprendí en una pájara…

Seguro que todo el mundo lo tiene claro, pero por si a caso, los astutos Sres. de la R.A.E. nos lo definen:

pájara

No hablaré en este post de coaching de una forma muy profunda, pero como en Planeta Triatlón me dan libertad con las temáticas de este espacio, he traído algo que SIEMPRE pregunto a quien me pide ayuda con su entrenamiento.

Igual que ese ¿y tú de quién eres? que nos preguntan en el pueblo o en el barrio, yo siempre le pregunto a quien se plantea según qué retos:

¿tú has tenido una pájara alguna vez?

Y quizá hay quien se pregunta, ¿eso para qué lo quiere saber un entrenador o coach? Es muy sencillo. Siempre explico que en una pájara hay un proceso de reflexión inevitáble en el que pueden surgir muchas cosas, pero sobre todo, ha de surgir qué relación tengo con mi práctica deportiva (ocio, pasatiempo, competición, forma de vida, profesión…) y si es equilibrada o no.

*(Ya sé, soy un pesado con el equilibrio. En parte es deformación. Pero en parte, es el ejemplo que conozco de algunos de los grandes referentes. La épica está muy bien, pero detrás de esa versión de gloria, siempre hay un equilibrio que permite al deportista rendir)

No desarrollaré nada en el plano fisiológico, pero con más o menos profundidad, seguro que todos sabemos que hay un funcionamiento energético y de entrenamiento que condiciona nuestro rendimiento. Aquello que entrenas, es aquello que estás preparado para hacer. Y esta regla se cumple más fielmente cuanto más exigente es una prueba, ya sea por su dureza, por nuestras prestaciones o por nuestro desempeño ese día.

Como dicen muchos amigos hay pruebas en las que funciona el “Cuánto vales hoy”. Esas pruebas no tan exigentes como para dar un poco más y que todo salga rodado.

Pero hay otras pruebas y otros días en que vale lo que vale. Y eso es:
- Haber entrenado y recuperado bien
- Alimentarse e hidratarse correctamente antes y en la prueba
- Y rendir al máximo de tus posibilidades.

Y me detengo en esta frase: Al máximo. De tus posibilidades. Cuando en una prueba tu desempeño es por encima de tus posibilidades, es como cuando compras lotería. Puede que te toque. Puede que todo salga increíblemente bien. O puede que te toque “una pájara”.

Y ese día. Todos deberíamos dar gracias. Porque ese día nuestro deporte nos ofrece una oportunidad de aprendizaje que no está en los libros. Por más que compañeros o entrenadores te hayan advertido, ese día vas a poder aprender más que en blogs, revistas y muchas charlas de profesionales, deportistas, etc.

- Cuando juegas a la lotería “a veces te toca”
Puede que hayas hecho una serie de cosas que sabes que no son las adecuadas, pero principalmente, y eso lo sabes con certeza, has ido por encima de tus posibilidades. Si te suena de algo el ciclo de Krebs, digamos que la máquina ha estado rindiendo más de lo que puede, el tiempo suficiente como para no dar más. Y ahora tocará reponerse.

- Los límites existen. ¡Que no te engañen!
Sin entrar a valorar los lemas gloriosos sobre los límites, más o menos comerciales, existen. Y están ahí: físicos, mentales, económicos, pero también fisiológicos. Y hoy se han aliado para ponerte a prueba... ¡Empieza la gestión de tu pájara!

- Todos los aspectos del entrenamiento importan. ¡Todos!
Quizá es una afirmación muy obvia, pero si ya llevas unos años practicando triatlón y echas la vista atrás puedes comprobar que es así. Has mejorado físicamente. Tu material tambien ha mejorado. Tus conocimientos probablemente también… Pero sobre todo, con arreglo a eso cada vez cuidas más todos esos factores: Entrenamiento. Descanso/Sueño. Nutrición. Planificación. ¿No es así?

- En esa pájara comienza tu proximo éxito
Este último concepto quizá no llega en plena pájara. Quizá tarda unas horas o días. Pero te recomiendo la reflexión necesaria hasta que llegue. Si es así estará siendo algo útil. Podemos buscar muchos ejemplos. Seguro que a estas alturas del post si la has sufrido alguna vez te están viniendo imágenes, recuerdos, momentos... como si fuese ahora mismo.

Un ejemplo reciente de lo que estoy hablando: Van Lierde en IMKona 2015. Ser uno de los favoritos y tener su experiencia no te excluye de sufrirlo. Su cara en la prueba es un poema.

Algunas de sus frases:

“Esto me hace más fuerte y me da una motivación extra para el año que viene”

“Tuve que pararme varias veces pero no me retire por respeto a esta competición”

En otro post hablaremos sobre retirarse y el proceso constructivo o destructivo que “nuestra mente”, con nuestro permiso, abre. Seguiremos utilizando este rincón y los entrenamientos para reflexionar y crecer como deportistas.

¡Feliz entrenamiento triatletas! Y ya sabéis, dad gracias a esa pájara que te ha hecho aprender tanto.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Modelo GROW: Cómo planificar tus propósitos para 2016

Modelo GROW: Cómo planificar tus propósitos para 2016

Mi primer post en Planeta Triatlón. Una oportunidad y un reto a la vez.

En Internet la información se multiplica a un ritmo vertiginoso. Así que intentaré que en estas líneas encontréis algo de provecho y de este modo responder a la confianza de Judit, Jordi, Diego y el equipo de Planeta Triatlón.

En este post y aprovechando la importancia de estas fechas del año en relación con los propósitos quiero escribir sobre algo que siempre me ha llamado la atención a la hora de planificar entrenamiento con deportistas a los que ayudo. Se trata de algo tan básico como ser consciente del proceso de planificar nuestra temporada. Planificar es algo que hacemos a diario para mil cosas. Pero no siempre de una forma consciente.

Triathlete swimmer
Ser consciente del proceso de planificar...

Vamos a utilizar una metodología habitual en coaching para cualquier proceso de mejora o transformación. Es el Modelo GROW.

Goal. El objetivo u objetivos

Definir el o los objetivos de la temporada. Es primordial. Y vale la pena tomarse un tiempo. A menudo hemos oído eso de los objetivos SMART (Específico, medible, alcanzable, realista y definido en el tiempo) es necesario si queremos ir al ritmo que deberíamos para que todo vaya bien.

Parece complejo, pero se trata de saber qué queremos que pase esta temporada:

"Coger más la bici", "Estrenarme dignamente en la distancia olímpica", "Disfrutar de mi primer half", "Obtener slot Kona en mi grupo de edad", "Mejorar mi marca en larga distancia" "Hacer Lanzarote"

Si os sirve como ejemplo, yo ya he escrito mis objetivos en relación con la carrera a pie para 2016: Bajar de 3h15' en maratón y disfrutar de mi primera experiencia en una Ultratrail.

Reality. La realidad

Es interesante que nos preguntemos si lo que nos gustaría que ocurra, está a nuestro alcance. Y aquí viene analizar la realidad. El trabajo, los compromisos u obligaciones con otras facetas (pareja, padre o madre, etc.) ¿me van a dejar entrenar tanto como necesito? Y sobre todo, ¿mi vida va a estar en equilibrio si dedico el tiempo que necesito a entrenar?

Es una pregunta muy importante porque a menudo nos comparamos con quien no debemos. A todos nos gustaría entrenar y rendir como nuestros referentes, pero quizá nuestra realidad no es la de un deportista que puede descansar, doblar sesión o tener a diferentes profesionales que le atiendan y le cuiden. Si tu realidad es la de una jornada laboral de 8 horas, 2 peques a los que educar y llevar o recoger del cole, una vida familiar, etc. es importante plantearse cómo, cuándo y cuánto vas a entrenar para que todo eso esté en equilibrio durante la temporada.

Mi realidad: No sé si servirá de ejemplo, pero mi trabajo no tiene un horario fijo, así que es complicado a veces respetar lo que planifico. Por suerte mi pareja también practica deporte, así que conciliar nuestras vidas deportivas es fácil. Los dos sabemos que es importante para nuestra felicidad.

Options. Tus posibilidades u opciones

Este apartado supone contrastar realmente qué vas a poder hacer. Sin hacerse trampas al solitario. Si tu semana alcanza para entrenar entre 10 o 12 horas, ese es el tiempo para construir tus éxitos. Si quieres más se lo quitarás al equilibrio del que hablábamos. Y si es menos es posible que no llegues. Ser consciente de eso es como cerrar un "de dónde vengo y hacia dónde voy" en mi temporada deportiva. Si aún no hiciste un olímpico no te hagas pajas mentales con un IM. Tu organismo y ese ecosistema en equilibrio del 2º punto lo agradecerán.

Mi caso, si os sirve como ejemplo: ¿...?

Mientras escribo este post me han finiquitado en mi trabajo, a 31 de diciembre. Así que de momento, seguiré adelante con el maratón que estoy preparando para febrero y aunque mis aspiraciones esta temporada pasan por una Ultra, vamos a ver qué pasa en los próximos meses. ¿Quién sabe? Por delante, se abre más tiempo para entrenar.

racetrack
Realidad y opciones son claves en el proceso.

Will. La motivación (¿lo harás?)

Este último apartado es uno de los más importantes en coaching. En alguno de tus entrenamientos, cuando te sientes "conectado" pregúntate ¿cuál es tu grado de compromiso con tus objetivos?

De 0 a 10 ¿qué nota le pones? Personalmente espero que sea por lo menos un 7. Si no es así, hemos hecho algo mal en este proceso. Repasa los 4 aspectos.

Mira si tus metas para esta temporada te hacen vibrar. Si tu realidad y tus necesidades en cuanto a entrenamiento, dedicación, sacrificio económico, etc. encajan en el puzzle de la vida de un triatleta amateur o aficionado. Si tienes opciones reales de hacer lo que necesitas para lograr tus retos. Y vuelve a conectar con el compromiso con tu temporada. Si te sirve escribe brevemente estos 4 apartados en un papel y fírmalo. Es la rúbrica de lo que quieres que ocurra en tu temporada 2015-16.

Sabes lo que quieres hacer. Ahora será más fácil que respetes algunas cosas, que des el valor que tiene a otras, que compitas donde debes (ni más ni menos), etc.

A lo mejor ha surgido la necesidad de un entrenador o un coach que te ayude en algún aspecto de tu entrenamiento. Si es así, no te inquietes. Pedir ayuda es algo natural a lo que nos hemos desacostumbrado. En este deporte de hombres y mujeres de hierro parece que todo lo tengas que lograr sólo. No es así. Si volvemos la mirada a nuestros referentes, a su lado, suele haber un gran equipo y un entorno en equilibrio que les ayuda a seguir dando lo mejor de ellos mismos.

Anota tu modelo GROW
Ejemplo resumen de modelo GROW para 2016

Espero que estas líneas puedan ser de ayuda.

¡Ah... Feliz 2016!!

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Cómo mejorar en tus entrenamientos

Cómo mejorar en tus entrenamientos

Seguro que te ha pasado que en la bici sientes que no vas, o que en la carrera a pie parece que te quedas sin fuerzas para continuar, o que se te cansan los brazos muy pronto al nadar unos largos. Eso te hace sentirte bajo de ánimo y posiblemente sea algo más fácil de solucionar de lo que tú crees.

Puede que el motivo de todo eso sea que te has estancado en tu entrenamiento y lo que necesitas es un poco de acción así que aquí te dejamos una serie de puntos básicos que deberías repasar para saber si estás haciendo bien tus entrenamientos:

  • No cojas siempre la misma carga en el gimnasio. A veces pasamos meses con las mismas rutinas y siempre con los mismos pesos. Tu cuerpo se acostumbra a esas cargas y no avanza. Debes anotar cada día el peso que mueves en cada ejercicio e intentar ir aumentándolo semana a semana. Se recomienda en músculos grandes un incremento de 5kg y en músculos pequeños de 2,5kg a la semana.
  • No hagas siempre los mismos ejercicios. Hay muchas formas de hacer por ejemplo espalda. Desde las clásicas máquinas que hay en todos los gimnasios, como las autocargas, ejercicios con mancuernas, con TRX en suspensión, con gomas, en el agua, etc.
  • No empieces siempre la rutina por el principio y acabes por el final. Modifica el orden de tus ejercicios para que no llegues siempre cansado a los mismos grupos musculares.
  • No aproveches los descansos entre series para mirar el móvil. Lo que tú crees que han sido 30 segundos de descanso, el whatsapp lo ha convertido en 5 minutos. Tu entrenador te habrá organizado tu entrenamiento para que hagas cada ejercicio con la fatiga necesaria para estimular esa musculatura, así que si descansas demasiado entre series no será igual de efectivo.

Así que a entrenar.

Sobre el autor de este artículo

JuanP Vázquez entrenador de triatlónEntrenador Nacional de TriatlónEspecialista en Larga Distancia y Rendimiento, Oficial de Triatlón (Juez), Biomecánico y Readaptador DeportivoIngeniero. ¿Necesitas un entrenador? Estaré encantado de explicarte cómo trabajo y así unirte a mi grupo de entrenamiento.
JuanP Vázquez Entrenador de triatlón

 

 Relacionado:

Diferencia entre entrenar con Zonas de potencia por vatios o con Zonas de frecuencia cardíaca

 Por qué no debes correr de talón

 Contracciones concéntricas, excéntricas e isométricas.

Cómo se entrena con Zonas de Frecuencia cardíaca

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Foto: leapdaysports.com
Entrenamientos / Aprende a organizar tu entrenamiento

Aprende a organizar tu entrenamiento

Todos nos atrevemos a organizar nuestro entrenamiento y a veces metemos la pata más de lo que queremos casi sin darnos cuenta. Es cierto que tener un entrenador personal puede suponer un coste extra, o que pertenecer a un club en el que te guíen en los entrenamientos puede no ser lo que más te gusta. Para todos, tanto muy entrenados como primerizos, os dejo unas recomendaciones básicas sobre cómo organizar tu entrenamiento:

Necesitas una base. 

Al igual que cuando llegas el primer día al gimnasio no te acercas si quiera a las pesas enormes de más de 20kg, en el resto de deportes no intentes lo mismo. Debes empezar de cero e ir adaptando tu cuerpo a esa nueva situación de hacer deporte.

La importante es la segunda sesión.

En el caso de entrenamientos de triatlón donde a menudo se doblan sesiones de manera continua, hay estudios que demuestran que por ejemplo en el caso de correr primero y después nadar, debes saber que la segunda sesión es a la que realmente le estás dando la importancia. El orden de los factores, aquí sí, altera el producto.

En el caso de sesiones dobles.

Debes dar importancia a la que realmente quieres y con la otra aprovechar para descargar piernas o relajar musculatura, pero aléjate de la idea de darlo todo en las dos.

Dos días de intensidad a la semana.

En atletismo, puedes entrenar hasta 6 días teniendo sólo uno de descanso, y no por ello tienen que ser todos de alta intensidad. Para no profesionales yo dejaría dos días de series en pista de mucha calidad y el resto rodajes y gimnasio.

No vayas siempre a tope. 

De nada sirve que entrenes todos los días la bici con una intensidad alta porque lo que harás será ir agotando al cuerpo y el rendimiento será cada vez menor. Si sales casi a diario, haz días fuertes y días flojos, alternando, y rendirás más.

La planificación al menos semanalmente.

No puedes ir por sensaciones. Debes hacerte un entrenamiento para cada semana y así saber cuándo tienes o no que apretar más. Puedes ir modificándolo sobre la marcha pero recordando siempre no meter días seguidos de calidad o de entrenamiento de fuerza en gimnasio.

Relacionado: Diferencia entre entrenar con Zonas de potencia por vatios o con Zonas de frecuencia cardíaca

El gimnasio como arma de base.

La fuerza muscular, resistencia muscular y la potencia aeróbica se entrenan muy bien en gimnasio. Además es importante mantener la musculatura bien trabajada para evitar lesiones por descompensación.

Relacionado: Contracciones concéntricas, excéntricas e isométricas.

Posiblemente haya muchas más cosas a tener en cuenta, pero con esto sólo quiero hacerte pensar que quizá no estés haciendo bien tu entrenamiento y que a lo mejor con descanso o el ritmo suave consigues mejorar más que cómo lo haces ahora.

¿Cómo lo haces tú?

¿Necesitas un entrenador? Escríbeme a [email protected] y estaré encantado de explicarte cómo trabajo y así unirte a mi grupo de entrenamiento.

Relacionado:

Por qué no debes correr de talón

Cómo se entrena con Zonas de Frecuencia cardíaca

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Foto: Competitor
Salud y Nutrición / Running / Correr en la cinta o en el parque

Correr en la cinta o en el parque

Hay mucha gente que odia eso de correr en la cinta y en cambio otras que lo prefieren a correr en la calle. Aquí te pongo ventajas y desventajas de uno y otro.

Ventajas de correr en la cinta del gimnasio

  • Tienes totalmente controlados los ritmos y la velocidad. En la calle tienes que llevar gps o correr en pista para saber distancias.
  • Los gimnasios suelen estar acondicionados sin hacer mucho calor. En la calle dependes del frio o calor o de la lluvia.
  • Puedes secarte el sudor con una toalla. En la calle como mucho con la camiseta, siempre que no esté ya más mojada que tú.
  • Puedes hidratarte llevando un bote con agua. En la calle tienes que cargar con un camelbak o con pequeños botes, o tener controladas las fuentes de los parques.
  • Para trabajos de transferencia en entrenamientos de fuerza, puedes hacer musculación e inmediatamente puedes subirte a la cinta a correr. En la calle como mucho puedes hacer sentadillas o ejercicios similares, pero con poca carga.

Desventajas de correr en la cinta del gimnasio

  • Es un lugar cerrado. Este es un punto muy muy a favor de correr en la calle, donde hay gente, paisajes, campo, naturaleza...
  • Las cintas suelen tener demasiado rebote con lo que entrenas con una sobreamortiguación que puede no ser lo deseado.
  • Corriendo en la calle puedes elegir el tipo de terreno, si quieres más blando como césped,duro como las aceras, o si quieres pista o tierra.
  • No puedes hacer ejercicios de técnica de carrera o multisaltos porque no suele haber espacio suficiente.
  • Es muy aburrido.
  • En la cinta no tienes el espíritu competitivo que puedes tener en la calle donde cuando ves a otro corredor intentas acercarte hasta pasarlo.
  • En la cinta la velocidad es demasiado constante, no vas tanto por sensaciones y pierdes un poco el disfrutar de correr.

Deja tus comentarios abajo, ¿prefieres cinta o parque? 

Sobre el autor de este artículo

JuanP Vázquez entrenador de triatlónEntrenador Nacional de TriatlónEspecialista en Larga Distancia y Rendimiento, Oficial de Triatlón (Juez), Biomecánico y Readaptador DeportivoIngeniero. ¿Necesitas un entrenador? Estaré encantado de explicarte cómo trabajo y así unirte a mi grupo de entrenamiento.
JuanP Vázquez Entrenador de triatlón

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Aplicación de frío después de los entrenamientos

Aplicación de frío después de los entrenamientos

¿Por qué los atletas usan bolsas de hielo para aplicarse frío después de entrenar?

Es verdad que la mayoría de los triatletas no sabemos si Cristiano Ronaldo ha sido pichichi o si realmente se llevó la bota o el balón de oro (aunque este año sí que ha sido sonado, sobre todo por ese grito espartano), pero todos sabemos que tiene una bañera de agua fría donde se mete para recuperarse muscularmente tras los partidos.

¿Y eso del frío funciona?

Pues si. Y hay muchos estudios que lo afirman a parte de la publicidad que puedan dar las marcas que se dedican a vender cremas de frío .

El hielo es efectivo para inducir la recuperación

Para centrar este artículo en hechos probados, aquí os dejo dos comentarios sobre artículos comentados por J.L.Chicharro y que me han parecido interesantes sobre este tema.

  • (Eguchi y col, 2014; Eur J Appl Physiol 26-ago) en el que los autores compararon los efectos del estiramiento vs frío sobre la fatiga muscular en sujetos que alternaron ejercicio de alta intensidad y reposo.Los resultados mostraron que el estiramiento, estático o balístico, no beneficia la recuperación muscular de la fatiga, e incluso la puede inhibir. Por el contrario, el hielo es más efectivo para inducir recuperación y parece mejor opción entre ambas técnicas.
  • (Ihsan y col, 2014; Med Sci Sports Exerc 19-feb) en el que los autores investigaron la influencia del frío muscular localizado sobre la expresión genética mitocondrial y metabólica. Los sujetos realizaron una sesión de ejercicio de 30 min al 70% Vmax, seguido de un ejercicio interválico al 100% Vmax. Después del ejercicio los sujetos realizaron una inmersión de una de sus piernas en agua a 10ºC durante 15 min. La pierna contralateral permaneció fuera del agua y sirvió de control. Se obtuvieron biopsias musculares antes y después del ejercicio. Los resultados mostraron como en la pierna sometida al frío la expresión de la PGC-1α (regula la biogénesis mitocondrial y la respuesta inflamatoria) fue mayor que en la pierna control. Los datos indican que la intervención mediante el frío después del ejercicio aumenta la expresión génica de la PGC-1α, y por tanto es una interesante estrategia para mejorar la biogénesis mitocondrial inducida por el ejercicio.

Aunque la administración de frío post-ejercicio ya era una recomendación firme para muchos deportistas, estos hallazgos refuerzan y potencian esta recomendación al favorecer la energética muscular.

Con esto en la mesa, y para aportar algo desde mi experiencia práctica, deciros que en mi día a día, tras entrenamientos intensos, me aplico cremas de frío al salir de la ducha. Es verdad que no anulo los estiramientos, que como ya he tratado en otros post creo que son muy importantes para la recuperación, pero es verdad que acelero mi recuperación con aplicación de frío .

Para ver más artículos sobre Salud pincha aquí.

Y si te ha parecido interesante no dudes en compartir. Gracias.

Listado de artículos relacionados:


¿Te ha gustado este artículo? Recibe más similares en tu correo.


 

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Previsión vs motivación en triatlón

Previsión vs motivación en triatlón

¿A qué me refiero con esto?

Esta claro que todos somos unos ultra motivados que sacamos cualquier excusa para encauzar una carrera, salida en bici, o metros de más en la piscina, sobre nosotros mismos o sobre los demás. Pero eso es fácil cuando hay tiempo.

¿Pero y cuándo no hay tiempo?

Porque el ritmo de vida que llevamos, es más que ajetreado, y el tiempo es muy valioso.

Por eso tenemos que aprovechar hasta el último segundo si queremos que nuestro entrenamiento salga adelante, y no de cualquier manera, sino con calidad.

Entonces es donde prima la previsión, para que la motivación no decaiga.

bb93b5228b980ab73c4b52c52e3f0eab

Puntos claves en los que no puedes fallar!

      1.  Planifica cada día el siguiente.

Swim:

Cuantas veces has llegado a la piscina tocándote series de palas sin ellas? cuantas veces sin aletas? o lo peor, sin gafas, gorro o bañador!

Bike:

Cuantas veces no has llegado a la hora acordada por no haber revisado la bici el día anterior. Ese pinchazo mañanero. O cuando estas encima de la bici te acuerdas a base del ruido de que tenias que engrasar la cadena...o...si...efectivamente, los clásicos entre clásicos.. me roza el desviador, no me sube/baja el plato...o el peor, en un muro del 15-30%(para los vascos) que los últimos piñones no suben!!!!

Run:

Cuantas veces habéis llegado al entreno sin el Reloj/GPS, y tocan series..como cuentas los ritmos? o sin el pulsometro...o ya no digamos sin los calcetines, o directamente sin las zapatillas!

Competi:

solo voy a decir...Chip? (eh Diego) dorsal, casco, gafas..calcetines?? Dorsal!!! DNI! Que tire la primera piedra quien no se haya dejado nunca nada!

Desplazamientos:

no te dejes nada. Has cargado todo en el coche y vas y te dejas el casco...AAAAHHH! nooo!!!

      2.  ¡Hazlo siempre el dia anterior!

      3.  En función del entrenamiento o entrenamientos que te toquen hacer.

      4.  Planifica tu trabajo y horarios. No quieras llegar a todo.

      5.  Si vas a hacer el entreno a la hora de comer, no solo planifiques material y logística.

Planifica la comida para el tiempo que te quede. ¡No te quedes sin comer!

      6.  Anticípate

Si tienes un rato para hacer el entrenamiento, ¡hazlo! no sea que se te gire trabajo luego y te quedes sin entrenar.

      7.  Echa un vistazo al tiempo que va a hacer.

No hace falta que te vuelvas José Antonio Maldonado, ni Francesc Mauri...pero [email protected],  echa un vistazo a la climatología, no hace falta llegar empapado a casa cuando por la mañana ha hecho un sol que rompía los cristales.

Es decir,  a partir de ahora, cada vez que te pase uno de los puntos anteriormente  mencionados ...te vas a acordar de mi como si fuese tu madre...¡Te lo dije!

Así poco a poco nos volveremos más metódicos y ganaremos en preparación y calidad para los entrenamientos.

il_570xN.700430441_hjay

Otros trucos que te ayudarán en tus entrenamientos aquí

¡Ya sabes! ¡comparte!

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Entrenamiento de Técnica de Carrera con vídeo

Entrenamiento de Técnica de Carrera con vídeo

Aquí os dejo un vídeo con una breve explicación sobre el entrenamiento de la técnica de carrera para aplicar en vuestros entrenamientos de carrera a pie.

Hay tres pilares básicos que definen a cualquier deportista, que son.

  • El VO2máx, que en principio tiene un gran factor genético.
  • La Frecuencia Cardíaca, que puede entrenarse y para la que recomendamos hacer una prueba de esfuerzo.
  • La Economía de Carrera.

La Técnica de Carrera estaría dentro de la Economía de Carrera siendo muy importante aplicarla en tus entrenamientos, no sólo para mejorar tus marcas, sino para no desgastarte o cansarte más de lo debido, que muchas veces es lo que nos puede interesar sobre todo en pruebas Ironman o de larga distancia.

Relacionado: Diferencia entre entrenar con Zonas de potencia por vatios o con Zonas de frecuencia cardíaca

En este vídeo intento mostrar la base sobre la que debemos trabajar teniendo en cuenta los siguientes aspectos:

  • Primero realizar los ejercicios en estático para después hacerlos con desplazamiento.
  • El punto de partida es siempre de puntillas, con el tobillo, en el momento del apoyo del pie en el terreno, en la máxima extensión.
  • La rodilla siempre sube lo máximo posible.
  • El pie que sube debe estar en flexión, e intentando acercar lo máximo posible la punta de los dedos a la tibia y no dejando el pie caído. La planta del pie debe quedar horizontal, paralelo al suelo.
  • El movimiento de los brazos debe ser coordinado con el de las piernas.
  • En el braceo la mano llegará hasta la cadera (línea media del cuerpo) y estará con un ángulo de 90º haciendo que el codo también llegue a esa línea media del cuerpo. Las manos no deben mantenerse con el puño apretado. Un entrenador que tuve decía que " la mano debe estar relajada, como si estuviese llevando un huevo y sin romperlo" . En técnica de carrera aplicada a ejercicios de velocidad sí que se trabaja el gesto de la mano como parte del gesto del corredor.
  • Evitar echar el cuerpo hacia delante o hacia atrás intentando mantenerlo lo más erguido posible. A mis entrenados siempre recomiendo que fijen la vista en un punto lejano mientras corren y así les ayudo a mantener la cabeza arriba evitando estos problemas.

Relacionado: Por qué no debes correr de talón

Si te ha gustado comparte.

¿Necesitas un entrenador? Escríbeme a [email protected] y estaré encantado de explicarte cómo trabajo y así unirte a mi grupo de entrenamiento.

Relacionado:

Sobre el autor de este artículo

JuanP Vázquez entrenador de triatlónEntrenador Nacional de TriatlónEspecialista en Larga Distancia y Rendimiento, Oficial de Triatlón (Juez), Biomecánico y Readaptador DeportivoIngeniero. ¿Necesitas un entrenador? Estaré encantado de explicarte cómo trabajo y así unirte a mi grupo de entrenamiento.
JuanP Vázquez Entrenador de triatlón

ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Entrenamiento preparación Ironman Frankfurt – Semana 6

Entrenamiento preparación Ironman Frankfurt – Semana 6

Creo que esta es la primera semana ya orientada porque sí al Ironman de Frankfurt, principalmente porque la natación ya es específica para mi larga distancia. Hasta ahora estaba compartiendo planning con el resto de compañeros de entrenamientos, pero estos días, que ya disponemos de dos carriles en la piscina, ya tengo mi planificación específica con series largas, aparte de que he de incorporar un cuarto día de entrenamiento. La idea es rondar los 11kms todas las semanas.

Por ejemplo, en esta, salen 10.900, más 36,3 kms de carrera a pie y 165 de bicicleta.

Lunes:

Bicicleta:

  • 25 kms de rodillo: 10kms en 130 pulsaciones, más 2 bloques de (1km + 0,75kms + 0,5kms + 0,25kms) con otro igual de recuperación en medio, distanciados 5 kms.

Natación:

  • 2x250 (100 crol + 100 piernas + 50 espalda).
  • 4x400 con palas y aletas.
  • 100 suaves.
  • 3x100 saliendo cada 1'50"
  • 100 suaves

Martes: 

Fuerza:

  • Pecho.
  • Hombros.
  • Dorsales.
  • Biceps.
  • Triceps.
  • Cuádriceps.
  • Femoral.
  • Antebrazo.
  • Abdomen.

Carrera a pie:

  • 14kms con 3x5 (3' fuerte + 2' de recuperación) en medio.

Miércoles:

Bicicleta:

  • 45' de rodillo incorporando dos cuestas al 5% de 5' cada una.

Natación:

  • 2x300 (100 crol + 50 espalda doble + 100 crol + 50 mariposa cada brazo).
  • [email protected]' (palas primero, aletas después, palas y aletas el último)
  • 100 suaves
  • 4x75 (50 sprint, 25 de recuperación)
  • 100 suaves

Jueves:

Fuerza:

  • Pecho.
  • Hombros.
  • Dorsales.
  • Biceps.
  • Triceps.
  • Cuádriceps.
  • Femoral.
  • Antebrazo.
  • Abdomen.

Carrera a pie:

  • 14kms con 10' fuertes.

Viernes:

Bicicleta:

  • 1h de rodillo con 20' de subida a 5%.

Natación:

  • 2x250 (100 crol + 50 mariposa cada brazo + 50 lado malo + 50 espalda)
  • 2x75 crol (50 lado malo cada 4 brazadas + 25 espalda)
  • 3x200 palas (50 axilas + 100 normal + 50 brazos rígidos)
  • 2x200 aletas (50 solo pies + 100 lado bueno + 50 espalda)
  • 3x100 palas + aletas (75 a tope + 25 recuperando)
  • 2x200 crol, saliendo cada 3'55"
  • 200 de recuperación.

Sábado:

Bicicleta:

  • 3h (Ciguñuela + Peñaflor de Hornija + Wamba + Montealegre + Fuensaldaña + Villanubla)

Natación:

Domingo:

  • Carrera de Tudela de Duero (8,3kms)
ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamientos / Tirada larga de bicicleta (La Roca + Tibidabo)

Tirada larga de bicicleta (La Roca + Tibidabo)

Vale sí. Es un entreno. Muy aburrido debo de andar para ponerme a hablar de entrenamientos de triatlón, y no de pruebas, pero es que la tirada larga de bicicleta de ayer me hizo especial ilusión, y creo que merece la pena comentarla.

Nunca había salido un día de diario por la mañana a pedalear. Lo habitual es ir de traje y corbata a la oficina y lidiar con clientes, operaciones, estudio de propuestas y similares, y lo de ayer fue una sensación completamente nueva, refrescante. He de reconocer que saqué una cosa en claro: pensaba que tenía un buen horario laboral, que la mayoría de los días me permite estar en casa a las seis, pero perdido en la carretera de La Roca me di cuenta de que hay otras vidas y puede haber otros horarios que te permitan ritmos completamente diferentes.

Salir un miércoles por la mañana con compañeros del club a pedalear, a hacer casi cien kilómetros, mientras el resto del mundo trabaja, es como un pequeño oasis en el desierto. Esa fue la sensación. Y además en un recorrido nuevo para mí en un 50%. Salimos de Cerdanyola, como es habitual, Xavi Mimoso, Sergio Guzmán, Joaquín Sánchez, Peri y yo e hicimos Carretera de La Roca -que empiezo a saberme de memoria- a ritmo medio - fuerte. Ambos Joaquines iban hablando, y yo iba con la lengua fuera.

Llegamos a La Roca y continuamos hacia Parpers, donde yo no había estado nunca. Subidita de cuatro kilómetros con un desnivel del 3'5%. Me quedé el último de todos, descolgado, pero contento porque en las últimas semanas me estoy viendo con más fuerzas. Hasta hace un par de meses subir una cuesta era incómodo, y ahora me lo tomo como parte del camino, sin prisas y sin dolores: si hay que poner plato pequeño, se pone.

Vuelta para Cerdanyola, con un tramo entre Sant Fost y Montcada en el que con Xavi Mimoso primero y con Sergio después, volamos a cuarenta kilómetros por hora. Me vi genial en ese tramo. Sin duda el rodillo en casa está surtiendo efecto y en plano empiezo a ir fino. Hay que tratar de hacer series de más distancia a altas velocidades.

Llegados al Guiera, continuamos hacia Sant Cugat, y de ahí al Tibidabo. Otra carretera que me era desconocida, y que me gustó. Más larga que Parpers, siete kilómetros y medio, y con más desnivel, 4'24%, me vi fuerte, incluso tirando durante un rato de Xavi y Joaquín (con Sergio muy por delante nuestro), y rematando en un sprint con el propio Joaquín. Ahí vi que tengo fuerzas guardadas y que puedo hacer tiradas más largas.

Estuvimos un rato parados en lo alto, buscando a Sergio, y al final optamos por marchar diez minutos más tarde. Ese parón me rompió el ritmo y ya no disfruté demasiado, volviendo a casa por La Floresta y Valvidriera. Al final, salieron 93 kms en 3h30' justas. En el último momento, llegando al Guiera, pensé si estirar un poco más por mi cuenta, pero me pudo la pereza.

Ahora que empieza a llegar el buen tiempo, y que a partir de mayo tendré el horario de verano, voy a intentar algún día cumplirlo, irme de la oficina entorno a las cuatro, y a las cinco estar pedaleando, a poder ser acompañado. Tres horitas, por ejemplo, un lunes, me parece que puede ser algo genial y un entrenamiento de calidad buenísimo para la que viene por delante, con el dorsal de cuatro medias distancias ya en el correo electrónico: Ironman 70.3 de Calella, Altriman, Medina de Rioseco y Logroño.

Sin tener en cuenta el hecho de decidir si me lanzo a la aventura del Ironman o no. Es complicado decidirse. Estoy acumulando mucho este año, haciendo semanas de entrenamiento con doce y trece horas, pero no sé si tengo aún el fondo físico suficiente. Para un maratón me veo bien, sin problemas. Para un triatlón olímpico exactamente igual, pero el IM son palabras mayores y creo que estoy banalizando al respecto.

Ayer, sin ir más lejos, podría haber acumulado otros quince, veinte kilómetros más e irme a los 115 totales y más de cuatro horas. Y aún me quedaría otra paliza de otros setenta más y, oh dios, una maratón por delante, teniendo en cuenta que ayer me propuse hacer 10kms de carrera a pie y finalmente no me vi con ganas. ¿Cómo se ha de plantear el entrenamiento? ¿He de acumular más bicicleta los sábados, y hacer transiciones más largas? Tengo ganas de que llegue el 70.3 de Calella para medirme. Serán unas siete horas, aproximadamente, y será un magnífico termómetro de la situación.

Queda semana y media para Madrid. Tengo ganas de quitármelo de encima -no creo que sufra en demasía, voy muy bien preparado- y empezar la temporada de triatlones. No llevo mucha piscina encima -diría que no llevo nada, practicamente- y lo divertido del año.

ARTÍCULOS RELACIONADOS