Tipos de masajes: ¿cuál se adapta más a mis necesidades?

Tipos de masajes: ¿cuál se adapta más a mis necesidades?

Existen múltiples tipos de masajes enfocados a diferentes partes del cuerpo. Estos se constituyen como métodos curativos para los deportistas tanto amateurs como profesionales, así como para todas aquellas personas que lo utilizan para relajarse.

Cuando es la primera vez que vamos a recibir uno es normal estar perdido teniendo en cuenta la gran variedad que hay. Lo importante es saber qué parte de tu cuerpo necesita recibir un masaje.

Igualmente, hay que tener en cuenta que no es necesario tener dolores musculares para recibirlos.

El estrés o la tensión acumulada son también razones por las que acudir a un masajista.

¿Qué es un masaje?

Un masaje es un conjunto de manipulaciones (presiones, amasamientos…) realizadas con un cierto ritmo e intensidad en diferentes partes del cuerpo con fines deportivos y terapéuticos.

Los masajes se realizan con el principal objetivo de aliviar diferentes dolores y relajar a los músculos. Esto quiere decir que están dirigidos tanto a deportistas de diferentes disciplinas como a aquellas personas que tienen tensión en su cuerpo.

Tipos de masaje

Existen un sinfín de tipos de masajes, incluidos los de pistola de los que ya hablamos.

HaoKitu Pistola de Masaje Muscular, masajeador de percusión de tejido profundo con 5 cabezales de masaje, masajeador de mano eléctrico para aliviar los músculos
  • Relajación de todo el cuerpo: 5 cabezales de masaje de...
  • Masaje profundo: 30 velocidades ajustables, ideal para personas...
  • Portátil y silencioso: puerto de carga USB-C, simplemente se...

Hoy, sin embargo, vamos a centrarnos en los más utilizados para que encuentres la opción que más se ajusta a tus necesidades.

Masaje deportivo

Obviamente, al que más acostumbrados estamos aquellos que practicamos deportes de resistencia.

Como su propio nombre indica, este masaje se aplica a los deportistas, preparándolos para la competición, ya que con este masaje se trata de evitar lesiones.

El masaje deportivo se divide en dos fases. La primera de ellas se trata de descarga los músculos, ayudando a evitar tirones y lesiones.

La siguiente fase alivia las diferentes molestias que puedan sufrir los deportistas con el objetivo de evitar esguinces, luxaciones, calambres o contracturas.

Masaje de puntos de gatillo

Probablemente en alguna ocasión, en tu visita al fisioterapéuta o al masajista, han trabajado sobre tus puntos gatillo.

Este tipo de masajes son adecuados para personas que tienen alguna lesión o dolor crónico. En ocasiones, las áreas de tensión en los tejidos musculares, conocidas como puntos de gatillo, pueden causar dolor en otras partes del cuerpo.

En este tipo de masaje se realizan movimientos amplios y fluidos, combinados con una presión muy fuerte y profunda. Su duración ronda entre los 60 y los 90 minutos.

Masaje sueco

El masaje sueco es un tipo de masaje muy suave y de cuerpo completo idóneo para aquellas personas que nunca han recibido uno. Es una buena solución para aquellos que tienen mucha tensión y que son sensibles al tacto.

El objetivo de este masaje es liberar los nudos musculares, es decir, las diferentes contracturas que podemos tener, principalmente en la espalda.

No obstante, también está dirigido a aquellas personas que desean relajarse.

Para este masaje, el masajista realizará una combinación de trazos largos y fluidos en la dirección del corazón, movimientos circulares profundos, técnicas de movimiento articular pasivo y movimientos circulares profundos, entre 60 y los 90 minutos.

tipos de masaje
Foto: Envato Elements

Masaje con piedras calientes

Este tipo de masaje es perfecto para las personas que tienen dolor y tensión muscular, aunque también sirve para aquellos que tan solo quieren relajarse.

Se trata de un masaje terapéutico similar al sueco, solo que en este caso el masajista utiliza pierdas calientes a parte de sus propias manos.

El objetivo de este masaje es:

  • Aliviar la tensión muscular.
  • Mejorar el flujo sanguíneo.
  • Promover la relajación.
  • Aliviar el dolor y estrés.

Este tipo de masaje por lo general dura 90 minutos.

tipos de masajes
Foto: Envato Elements

Masaje de aromaterapia

Este masaje va más allá de lo físico, pues incluye una curación emocional.

Por tanto, su fin es mejorar el estado de ánimo, reducir la ansiedad y aliviar la tensión muscular.

Este tipo de masajes combinan una presión suave con el uso de aceites que se aplican sobre la piel que se suelen aplicar sobre la espalda y los hombros.

Al igual que el masaje sueco, la duración de este masaje ronda entre los 60 y los 90 minutos.

tipos de masajes
Foto: Envato Elements

Masaje shiatsu

Si lo que se busca es relajación y alivio del estrés, dolor y tensión, el masaje shiatsu es el perfecto.

Este es un masaje japonés que promueve la relajación física y emocional para ayudar a aliviar el estrés, la depresión y la ansiedad, el dolor de cabeza y la tensión muscular.

De manera general, se trabaja todo el cuerpo. No obstante, se puede concretar en el área del cuerpo que necesita una mayor atención.

La sesión suele durar unos 60 minutos, aunque puede llegar a los 90 si el cuerpo lo requiere.

Masaje shiatsu
Foto: Envato Elements

Masaje tailandés

Se trata de un masaje mucho más activo y dinámico, aunque el objetivo es el mismo que el shiatsu. Esta ayuda a mejorar nuestra flexibilidad, circulación y niveles de energía.

El masaje tailandés se aplica por todo el cuerpo. En este caso el masajista usa las palmas de su mano y los dedos, aplicando presión en el cuerpo y estirando y torciendo la piel en diferentes posiciones.

Masaje estético

Este tipo de masaje tiene una serie de beneficios:

  • Conserva la piel.
  • Limpia las células muertas de las glándulas sudoríparas.
  • Aumenta el riego sanguíneo.
  • Tonifica el tejido epitelial.

Gracias al masaje estético se mejora la elasticidad de la piel, por eso, en ocasiones se utiliza para combatir a la celulitis.

Para este tipo de masaje es importante tener un buen cuidado personal, siguiendo una dieta saludable y haciendo ejercicio de forma regular.

Masaje en silla

La postura en silla es adecuada para las personas que quieren recibir un masaje rápido concentrado en el cuello y los hombros.

Durante este masaje se permanece sentado en una silla mientras el masajista aplica un presión ligera-media con el objetivo de promover la relajación y aliviar el estrés.

Este masaje dura entre 10 y 30 minutos.

Masaje en silla
Foto: Envato Elements

Masaje de reflexología podal

En este masaje, mediante la aplicación de presión en el pie, se estimulan diferentes puntos del cuerpo.

A pesar de que este masaje produce algo de dolor cuando se recibe, su práctica es importante para que los pies después no se sientan tan doloridos y puedas continuar practicando deporte. Este es un masaje curativo, no relajante.

Conclusiones

Existen múltiples tipos de masajes que pueden ayudarte no solo a aliviar dolores musculares o prevenir lesiones, sino también a relajarte y aliviar el estrés.

Antes de acudir a un masajista, ten claro cuáles son las zonas en las que necesitas aplicar el masaje.

ARTÍCULOS RELACIONADOS